Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Tenerife deja al Athletic de Bilbao contra las cuerdas

Santa Cruz de Tenerife

El Tenerife comenzó con buen pie el año. En el minuto 26 ya tenía encarrilado el partido con dos goles a su favor. El habilidoso Quique desniveló el partido y en dos jugadas de inspiración abrió una brecha mortal de necesidad para los leones de San Mamés. El delantero argentino Pizzi, con tres goles, se convirtió ayer en el nuevo ídolo de la afición. Ha nacido la pizzimanía.El Bilbao terminó perdiendo el tiempo para evitar una golea. da de escándalo. Sin embargo, el resultado no puede ocultar algunas carencias en el juego de conjunto de los locales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 5 de enero de 1992