Fotonoticia:

Pánico en la final del Mundial juvenil

Cinco personas resultaron con quemaduras de carácter grave al explotar más de cien globos hinchados con hidrógeno, que fueron lanzados al cielo para festejar el final del campeonato mundial de fútbol juvenil, en el estadio Azteca de México. El incidente se produjo poco antes de que el equipo brasileño recogiera el trofeo de campeón (venció a Argentina por 1-0), cuando desde una esquina de las gradas se lanzó un cohete que se estrelló contra los globos, lo que provocó una fuerte explosión en el estadio. Varias personas, la mayoría majorettes que participaban en el desfile final, fueron evacuadas por el servicios médico. Cinco de ellas presentan quemaduras de segundo grado. El entrenador de Brasil, Carlos Pachame, también resultó herido, pero por otra razón. Intentó mediar entre fotógrafos y jugadores argentino que se oponían a las fotos.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS