Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La selección B hizo disfrutar al público

Con ráfagas de buen juego, que entusiasmaron al público, y fases bastante oscuras, España B se impuso a la segunda selección inglesa con justicia. España llegó a contar con tres goles de ventaja, pero al final, Inglaterra, más entera, descontó dos y por momentos pareció que podría llevarse el encuentro. En conjunto, éste resultó entretenido y el público de Granada, que llenó el campo, disfrutó.España salió nerviosa, fallando muchos pases y sin conseguir hacer circular el balón por el centro del campo. Pero, a partir de¡ minuto diez, se fue serenando, gracias a que Alonso y Saura comenzaron a hacer buen fútbol. Hubo espectaculares galopadas de Morán y Rubio, y bonitas entradas de Santillana al remate. No obstante, el primer gol no fue obra de ninguno de los delanteros, sino de Alonso, que soltó un gran disparo desde la línea media inglesa, directo a la escuadra de la portería rival. El gol enardeció a Espala y llegó entonces una fase espectacular, con ocasiones de gol y nuevo tanto, éste de penalti. Poco antes de¡ descanso, el juego decayó algo de nuevo.

En la segunda parte, con refrescos, España pareció dejar en seguida sentenciado el partido, en un saque de falta por parte de García Hernández, que acababa de ingresar en el campo, muy bien rematado de cabeza por Santillana, que se pasó el partido, buscando el gol y tuvo una excelente actuación. Hasta el final, el encuentro ofreció ya muchas alternativas. Hubo fases de dominio español, fases tediosas y, finalmente, dominio del equipo inglés, que pareció encontrarse más fuerte en los últimos veinte minutos. Consiguió sus dos goles en jugadas rápidas, pero no pudo llegar al empate.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 26 de marzo de 1981