Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El duque de Tovar y Valero Bermejo, procesados por injurias al Jefe del Estado

Alfonso de Figueroa y Melgar, duque de Tovar, y Luís Valero Bermejo han sido procesados por el Juzgado de Instrucción de Guadalajara como presuntos autores de sendos delitos de injurias al Jefe del Estado y propaganda ilegal. Decretada la prisión provisional, la podrán eludir con una fianza de 10.000 pesetas, además del millón cincuenta mil pesetas que habrán de depositar cada uno para asegurar las responsabilidades pecuniarias.

Según el auto de procesamiento, dictado el día 8 del presente mes, Alfonso de Figueroa y Luis Valero pronunciaron expresiones que pueden ser constitutivas de tales delitos en el mitín en que participaron el pasado día 1 de abril en el teatro Coliseo de Luengo, de Guadalajara, ante seiscientas personas. Los dos oradores intervinieron, respectivamente, en representación de Fuerza Nueva y de la Confederación Nacional de Combatientes. Como se publicó en su día, el Fiscal inició las correspondientes actuaciones en base al informe dirigido por el comisario jefe de Policía de la ciudad al gobernador civil de la provincia, informe que ha sido ratificado en el sumario.

Entre las frases que recoge el auto de procesamiento como pronunciadas por el duque de Tovar figuran las siguientes: «Yo os digo claramente como en la Marsellesa: A las armas ciudadanos, nuestro mayor enemigo es el marxismo». «Estoy seguro que la guerra en España es inminente, al combate, españoles, a las armas por la Patria, la paz y la justicia». El señor de Figueroa ironizó sobre el Rey y según dicho auto de procesamiento "le atribuyó todos los defectos y vicios de sus antepasados, como, por ejemplo, que era tan magnánimo come Pedro «El Cruel» y tan moral cemo su abuela Isabel ll». Pidió la implantación de un Estado azul y dijo que había que destruir a los marxistas y que los traidores serían deportados una vez ejecutados.

Siempre según el auto de procesamiento, el duque de Tovar dijo que los periodistas les llamaban perros azules y que él levantaba la pata y se meaba en ellos. Calificó al ministro del Interior, Martín Villa, de leonés con cara de cura, a Tierno de ser más peligroso que Carrillo y a Felipe González de gitano morrudo. Acusó también a toda la prensa de ser marxista, incluyendo al ABC y excluyendo a El AIcázar y a El Pensamiento Navarro.

En relación con Luis Valero Bermejo, el auto de procesa miento reconoce como pronunciada por él la siguiente frase: «Nosotros sabemos perfectamente quiénes son los traidores, desde el más alto y rubio al más bajo y moreno.»

Según el Juzgado de Instrucción las frases pronunciadas en aquel mitin por los dos procesa dos pueden constituir sendos delitos de injurias al Jefe del Estado y de propaganda ilegal. Las injurias al Jefe del Estado están tipificadas en el artículo 147 del Código Penal, que establece penas de prisión mayor: «Incurrirá en pena de prisión mayor el que injuriase o amenazase al Jefe del Estado, por escrito o con publicidad fuera de su presencia». La propaganda ilegal está tipificada en el artículo 172 del mismo Código: «Se castigará con penas de arresto mayor y multa de 20.000 a 1.000.000 de Pesetas a los que realicen propaganda de todo género dentro del territorio nacional o fuera de él, si se tratase de españoles, con alguno de los siguientes fines: los que tengan por objeto la subversión violenta o la destrucción del orden jurídico, político, social o económico.»

Alfonso de Figueroa y Meloar cuenta 42 años y es un miembro destacado del Partido Fuerza Nueva, que preside Blas Piñar. Luis Valero Bermejo, abogado del Estado, cuenta 61 años y es a su vez miembro destacado de la Confederación Nacional de Combatientes, que preside José Antonio Girón.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 11 de agosto de 1978

Más información

  • Pronunciaron frases que pueden ser constitutivas de tales delitos en un mitín en Guadalajara