RALLY DAKAR | ETAPA 6

Carlos Sainz y Joan Barreda ganan en las dunas camino de Hail

El piloto de Mini recupera sensaciones tras una jornada con problemas de navegación; lo mismo que el de Honda, que logra su tercera victoria en este Dakar en una etapa apretadísima en motos

Carlos Sainz y Lucas Cruz, en un momento de la sexta etapa del Dakar.
Carlos Sainz y Lucas Cruz, en un momento de la sexta etapa del Dakar.Florent Gooden HANDOUT via ASO / EFE

Tras una jornada en la que se le vio perdido, dando vueltas en una planicie de arena, entre ríos secos y cañones, buscando como un loco junto a su copiloto Lucas Cruz un punto de paso, Carlos Sainz (Mini) asestó un golpe de gracia. Como acostumbra. Ganó la sexta etapa, con más arena y muchas dunas, camino de Hail.

Tres horas y 38 minutos para completar 385 kilómetros y que engrosan su palmarés en el Rally Dakar. La victoria, la segunda en esta edición, le sirve básicamente a Sainz para frenar la sangría. Tras los 35 minutos perdidos el día anterior, ese golpe de autoridad es más moral que efectivo. La magnífica gestión de la carrera de sus dos principales rivales, a saber, Stéphane Peterhansel (Mini), líder de la general pese a no sumar ni una victoria este año; y Nasser Al-Attiyah (Toyota), que encadenó tres triunfos consecutivos y que ha vuelto a dar la talla este viernes, sigue pesando tanto o más que los errores propios. Hoy no son 45, sino 40 los minutos que separan en la general al madrileño del francés, que tiene al catarí a solo cinco minutos.

“Ha habido muchos días en que hemos perdido bastante tiempo. Ni Lucas ni yo estamos contentos con lo que hemos hecho; podríamos haber hecho un mejor trabajo”, concedió Sainz al terminar la etapa. De los cuatro favoritos en coches, este Dakar ya ha dejado tocado a Sebastien Loëb, que a los errores de navegación y los pinchazos suma este viernes un nuevo problema mecánico. El francés rompió un brazo de suspensión de su Toyota en el km 97 y cuando Sainz completó la etapa él todavía aguardaba la llegada de su asistencia.

Barreda hace historia

Joan Barreda (Honda), que terminó 17º la quinta etapa – una de las más complejas en cuanto a navegación en lo que llevamos de Dakar, dura, difícil y cansada; “lo que esperaba”, dijo el español–, puso el turbo este viernes, surfeó las dunas como mejor sabe y acabó protagonizando una deliciosa batalla con algunos de los pilotos más rápidos de la categoría de motos. La tercera victoria para Barreda este año convierte al piloto de Honda en el español con más triunfos de etapa en la categoría de motos, 27. Si hace unos días empataba con Coma al lograr su 25º triunfo, este viernes empata con Jordi Arcarons. Por delante del de Castellón ya solo figuran Stéphane Peterhansel y Cyril Despres, con 33 triunfos cada uno. La guinda la pondrá Barreda el día que logre acompañar esas numerosas victorias con un título en el Dakar.

“Estoy muy contento de esta primera semana y de estas tres victorias. Nunca hubiera imaginado llegar a este número de victorias. Pero lo más importante es el Dakar, estamos aquí para lograr la mejor posición en la general”, declaró. El piloto de Torreblanca se impuso finalmente tras una apretada pelea contra el crono y casi cuatro horas de carrera. Y contra Ross Branch (Yamaha, terminó a 13 segundos), el debutante Daniel Sanders (KTM, a 53 segundos) o su compañero de equipo Ricky Brabec, quien finalmente cayó a la cuarta plaza y cedió algo más de dos minutos al desviarse ligeramente de la ruta en los kilómetros finales. Ya se ve, la navegación forma parte del juego en cada segundo de este Dakar 2021.

La arena y las dunas monopolizaron la sexta especial, 385 kilómetros de cronometrada entre Buraida y Hail, donde los participantes se tomarán un merecido descanso este sábado. Fue Toby Price (KTM), dos veces ganador del Dakar y que salía tercero tras el resultado del día anterior, quien empezó mandando en cabeza. Pero pronto empezaron a pisarle los talones. Y Barreda empezó en ese tira y afloja que tanto le gusta, especialmente cuando puede poner tirar del motor de su Honda y tirar viniendo desde atrás. Al cabo de 100 kilómetros ya marcaba el mejor tiempo. Y empezó el festival, con Price (séptimo, a menos de cuatro minutos de español), Van Beveren (Yamaha, a 3 minutos) o Walkner (KTM, a tres minutos y medio) metidos también en la pelea.

La pelea, magnífica, en esta sexta etapa, una de las más igualadas de la carrera este 2021, deja a Price de nuevo como líder de la general. Pero las distancias entre el primer y el séptimo puesto de la clasificación, el que ocupa Barreda (a menos de seis minutos y medio), son estrechísimas. Llegados al ecuador del Dakar hay más de una decena de pilotos que siguen con muchas opciones de dar el golpe definitivo.

Más información