Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
NBA

Los jugadores de la NBA crecen y encogen

Los clubes modifican la altura de varios baloncestistas como Zion Williamson, Luka Doncic o Kevin Durant, tras verificarla

Zion Williamson.rn Ampliar foto
Zion Williamson. AFP

Zion Williamson ha encogido, como Draymond Green u otros muchos. Imposible. Deportistas en plena madurez física, con 19 años en el caso del número uno del draft y estrella de Nueva Orleans, o de 29, en el del jugador de Golden State. Pero así es. Al menos, oficialmente. La NBA, rigurosa en los detalles, ha ordenado a todos los equipos que verifiquen la altura y la edad exactas de los jugadores.

Influyó el error o confusión que se produjo hace unos meses sobre la edad real de Buddy Hield. El propio escolta anunció antes de jugar un partido con su equipo, Sacramento, que acababa de cumplir 26 años. Pero, según el registro oficial de la NBA, cumplía 25. En el caso de la edad, se supone que el error fue la excepción. Sin embargo, supuso una ocasión perfecta para aclarar la altura de muchos jugadores. Suele ser una sospecha en el baloncesto que algunos jugadores, por voluntad propia o por la de alguno de sus clubes, no miden lo que se consigna en los registros oficiales.

Las sospechas o especulaciones sobre la altura real se cernían especialmente en torno a Zion Williamson, más bajo de lo que suele ser habitual en su posición de ala-pívot. En la Universidad de Duke, en la que deslumbró, se consignaba que medía 6 pies y 7 pulgadas, es decir 2,01 metros. Pero ahora, oficialmente, en la NBA, mide 6 pies y 6 pulgadas, 1,98 metros. En su caso, es una altura que provoca más asombro por su capacidad atlética, dado que pesa 129 kilos. La diferencia, a menudo, se produce porque muchos equipos miden la altura de los jugadores con las zapatillas calzadas, algo que no suele ocurrir en el baloncesto europeo.

El caso más sorprendente es el que atañe a Kevin Durant. El alero de los Brooklyn Nets, de 31 años, es uno de los pocos que ha pasado a medir dos centímetros más, de los 2,06 metros que siempre se dijo que medía cuando jugaba con Oklahoma City y Golden State, a 2,08 ahora con los Nets. Se lo toma con buen humor. “Cuando hablo con mujeres, mido 2,13 metros”, declaró al Wall Street Journal. “En el baloncesto, 2,06, porque soy el prototipo de alero pequeño. Algo más alto que eso y comenzarán a decir: ‘Es un ala-pívot”.

Otro jugador que encoge es el base y compañero de Durant en los Nets, Kyrie Irving, que pasa de 1,91 a 1,88 metros. Lo mismo le sucede al exjugador esloveno del Real Madrid, Luka Doncic, que pasa de 2,01 metros a 1,98. En cambio, crecen dos de sus compañeros en Dallas Mavericks: el serbio Boban Marjanovic, de 2,21 metros a 2,24, y el letón Kristaps Porzingis, de 2,18 metros, a 2,21.

Y uno de los que más encoge es Draymond Green. El ala-pívot de Golden State pasa de 2,01 metros a 1,96. A su entrenador Steve Kerr, tanto le da: “Todos quieren ser más altos, así que no importa. Si el chico puede jugar, puede jugar. No me importa lo alto que sea Draymond, es bastante bueno”. Incluso el jugador más bajo de la NBA, Isaiah Thomas, de Washington Wizards, ha menguado y pasa de 1,75 metros a 1,73.

“Es más, una cuestión para los aficionados que para los jugadores”, afirma Stephen Curry. “No creo que nadie se sienta diferente como jugador. Estoy seguro de que donde sea que esté KD, no se siente diferente por no medir 2,06 metros”. El base de los Warriors mantiene la misma altura que siempre, pero puntualiza. “Sin zapatos, oficialmente estoy en 6-2 (1,88 metros), pero no juegas baloncesto sin zapatos así que podría medir 1,93”. Según los medios oficiales de la NBA, Curry mide 1,91 metros.

El jugador tipo de la NBA medía la pasada temporada 2,01 metros, pesaba 99,3 kilos y había jugado en la Liga 4,8 temporadas. Habrá que ver qué sucede en la que comienza la próxima semana.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información