Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Semedo deja cojo al Barcelona

El portugués estará cinco semanas de baja por una lesión muscular, por lo que Sergi Roberto se queda solo en la retaguardia derecha

Semedo, durante el encuentro ante el Girona. Ampliar foto
Semedo, durante el encuentro ante el Girona. @GTRESONLINE

Hace un tiempo, no demasiado, el aficionado del Barcelona se ponía las manos a la cabeza porque no le valía con cuatro centrales, porque todo parecía poco para relevar a Puyol. Ni siquiera parecía suficiente con Piqué y Mascherano, zagueros que de la mano defendieron y conquistaron la Champions de 2011 y 2015. Quizá porque chirriaban los relevos, con las desconexiones de Mathieu, la falta de continuidad de Bartra, las lesiones de Vermaelen… Ahora, sin embargo, ya no hay inquietud alguna porque Umtiti vence y convence del mismo modo que Piqué mantiene el pase para sacar la pelota jugada, también la jerarquía para ordenar la línea. Y si fallan, ya no hay dudas sobre Vermaelen del mismo modo que tampoco se pone el grito en el cielo por fichar en invierno a Yerry Mina, defensa que solo ha participado 97 minutos desde que llegara. Resulta que ahora el foco está en las bandas porque cuando no juega Alba, a Digne le cuesta apoderarse del costado. Y, a su vez, ya no queda un lateral derecho natural en el equipo tras la lesión de Semedo, que se rompió ante el Girona y que, tras las pruebas de ayer, estará unas cinco semanas en la trastienda por una lesión en el bíceps femoral de la pierna izquierda.

“Tres puntos. Feliz por poder ayudar el equipo. Ahora es tiempo de recuperar y volver mejor”, escribió Semedo a través de las redes sociales, consciente de que al menos se perderá seis partidos oficiales. Las visitas a Las Palmas, Málaga y Sevilla; y los duelos en el Camp Nou ante el Atlético, el Athletic y el Chelsea, rival en la vuelta de los octavos de la Champions. Un apuro para Valverde, aunque nada raro en una zaga que se ha sostenido con tiritas desde que iniciara el curso. Sergi Roberto tuvo un susto en la rodilla y también molestias en el muslo que le privaron un mes de fútbol. A Umtiti le detuvo una lesión muscular, Vermaelen sufrió molestias de la misma índole y Piqué tiene lastimada la rodilla, pero no tanto como para dejar de jugar, aunque desde el club se sugiere que un poco de descanso solo podría irle bien. Consejo que no quiere oír Piqué, que juega con la rodilla vendada y soporta el dolor como pocos.

Ahora se cae es Semedo, el único lateral diestro. Si bien, Valverde confía en Sergi Roberto para el lugar —“ya le convenció el año pasado”, explican desde el club, sabedores de que fue Luis Enrique el de la patente—, es el único parche posible porque Aleix Vidal, a ojos del técnico, es extremo.

Un contratiempo más que un problema para el Barça, que suma 32 partidos seguidos sin perder en la Liga —25 en este curso y siete del anterior—, y que tiene a tiro el récord de la Real de 1980, cuando encadenó 38 sin perder.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información