Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La selección española de tiro podrá volver a España tras pasar 24 horas retenidos en Abu Dhabi

Fátima Gávez y otros tres componentes del equipo nacional no podían salir del aeropuerto de por un problema con la documentación de sus armas

Beatriz Martínez, Fátima Gálvez, Alberto Fernández y Antonio Bailón, en el aeropuerto de Dubai.
Beatriz Martínez, Fátima Gálvez, Alberto Fernández y Antonio Bailón, en el aeropuerto de Dubai.

Un problema con la documentación de un arma tuvo ayer retenidos a cuatro integrantes del equipo español de tiro en el aeropuerto de Abu Dhabi durante más de 24 horas. Fátima Gálvez, campeona mundial, Alberto Fernández, Antonio Bailón y Beatriz Martínez vivieron una especie de situación kafkiana cuando regresaban de Nueva Delhi, India, donde este fin de semana disputaron la Copa del Mundo.

El embrollo burocrático comenzó cuando, tras hacer escala en Abu Dhabi, se disponían a embarcar en el avión que debía llevarlos a Madrid. La compañía Etihad constató que faltaba la documentación de una de las armas, las mismas que habían llevado en la ida sin ningún problema, y los dejó en tierra.

La policía metió a los españoles en una sala y estos empezaron a inquietarse: “21 horas retenidos en Abu Dhabi en un cuarto de 4x8”, escribía Gálvez en las redes sociales. Contactada por EL PAÍS, la andaluza lamentaba su impotencia: “Solo podemos sumar horas”.

Conocido el incidente, la Federación Española de Tiro (RFEDETO), el CSD y la embajada de España en Abu Dhabi trabajaron para solucionar el problema. El propio secretario de Estado para el Deporte, José Ramón Lete, se puso en contacto con los deportistas para conocer su situación, que en ningún caso fue desproporcionada, según fuentes del CSD. Al mismo tiempo, el organismo trabajó para reunir la documentación de las armas con la ayuda de la federación. Una vez validada y enviada, Emilio Contreras, secretario de la embajada española en Abu Dhabi, se personó en el aeropuerto para presentar todos los papeles sobre las tres de la tarde.

Pasaron unas cuatro horas más hasta que llegó la firma del responsable de aeropuerto. La compañía aérea asumió que el error había sido suyo y los deportistas recibieron un billete de vuelta con el que esperaban llegar a Madrid a las 7.55 de esta mañana.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.