Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Real Madrid se multiplica en el medio

Con la llegada de Dani Ceballos, Zidane reúne un centro del campo con mucho talento y recursos

Marcelo, Isco, Kovacic, Kroos y Bale junto a varios compañeros en un entrenamiento en la UCLA. Ampliar foto
Marcelo, Isco, Kovacic, Kroos y Bale junto a varios compañeros en un entrenamiento en la UCLA. REUTERS

Un vistazo al centro del campo del Real Madrid depara tres cosas. Una, ningún equipo europeo quizás presuma de tanto talento y calidad. Dos, una media de edad de 24,6 años, un grupo en el que Luka Modric es el mayor con 31 años y Dani Ceballos —que acaba de llegar y ha firmado para las próximas seis temporadas— el más pequeño con 20. Tres, Zidane puede contar con seis jugadores (ocho si se añaden Isco y Asensio, que suelen jugar más adelantados) con categoría de titulares. El técnico francés empezará a trabajar con Ceballos a partir del próximo viernes, cuando el español vuele a Estados Unidos junto al resto de sus compañeros que disputaron el Europeo sub-21. El jueves le presentarán en el Bernabéu después de hacerse oficial este jueves su llegada.

El excentrocampista del Betis eligió al Madrid pese a tener mucha más competencia que en el Barcelona, que también le cortejaba. En el club blanco aseguran que no saldrá ningún centrocampista (James se ha marchado cedido al Bayern) porque la idea de Zidane es tener dos equipos. No uno A y otro B, sino una plantilla con la suficiente calidad para armar dos onces diferentes sin que el resultado y el producto se resientan.

El año pasado, las rotaciones que impulsó el técnico desde principio de temporada no sólo le sirvieron para que el equipo llegara fresco al tramo decisivo, sino también para hacer frente a las bajas sin preocupaciones. Lucas hizo de Bale durante el invierno, cuando la primera lesión del galés, y luego le tocó a Isco. Kovacic hizo de Modric y de Casemiro (que no tenía recambio); Morata de Cristiano y Benzema a principio de temporada, y Nacho de comodín ante las ausencias de Pepe, Varane y Sergio Ramos.

Cubierta la banda izquierda con el fichaje de Theo Hernández, Zidane tiene a dos medulares: Modric-Casemiro-Kroos y Kovacic-Llorente-Ceballos. El brasileño, de 25 años, que no tenía relevo natural el año pasado, sí lo tiene este con la vuelta de Marcos Llorente. A esos seis centrocampistas puros hay que añadir a Isco y Asensio. El malagueño jugó de enganche y también de externo en una línea de cuatro. En el 4-3-3 sin Bale de final de temporada era Isco el que más se retrasaba cuando el Madrid no tenía la pelota. Asensio ocupó la banda de Cristiano durante su lesión, pero también dio relevo a Modric en algunas segundas partes y también se posicionó de enganche.

La calidad y el número de centrocampistas permitirá a Zidane no sólo respirar en caso de lesiones (la temporada pasada perdió a Casemiro durante dos meses, a Modric durante un mes y a Kroos durante tres semanas) sino jugar con los cambios de sistema.

Modric, este jueves en un entrenamiento en la UCLA.
Modric, este jueves en un entrenamiento en la UCLA. REUTERS

La versatilidad de la plantilla se lo permite. Puede optar por un 4-3-3 —la BBC parece seguir siendo innegociable si están bien— e intercambiar peones en los tres del medio. Puede también jugar con un 4-4-2 (el esquema que más le gusta a Kroos porque ve al equipo más arropado) con varias opciones en esa línea de cuatro. Isco, Asensio, Ceballos y Kovacic encajarían en esa medular en el momento en el que Kroos y Modric descansen (el alemán disputó 4.170 minutos la temporada pasada). El 4-2-1-3 con Isco o Asensio de enganche es otra opción para el técnico.

El sitio donde mejor se ha desempeñado Ceballos, al que le falta una punta de velocidad para jugar de extremo, es por la izquierda jugando hacia dentro y aprovechando los espacios para regatear y meter pases al hueco. Al lado de Modric podrá aprender el oficio del centrocampista y a tocar más el balón de primera.

Más información