Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fernando Alonso: “Si el coche no funciona, es imposible”

El piloto español afirma que no puede demostrar su capacidad si McLaren no le ofrece un bólido competitivo

GP de China F1
Fernando Alonso, el garaje de McLaren. EFE

La situación que se produjo en el circuito de Shanghai fue caótica. Durante las dos primeras sesiones de entrenamientos libres solo pudo rodarse durante 15 minutos. Y evidentemente, los equipos no pudieron desarrollar el trabajo que tenían previsto, ni acumular los datos indispensables para poder afrontar la carrera del domingo con garantías. El problema no fue el mal tiempo, ni la lluvia que cayó en el GP de China, sino la densa niebla que apareció en la ciudad y que impedía que el helicóptero de emergencia de la FIA pudiera aterrizar en el hospital concertado para recibir las urgencias de posibles accidentes.

El resultado de esta situación fue que en la primera tanda solo pudo rodarse durante 15 minutos, en los que Max Verstappen fue el piloto más rápido con un tiempo de 1m 50,4s. Nada significativo, porque pudo dar solo cuatro vueltas y apenas tuvo tiempo de entrar en contacto con el trazado. Tras él se situaron Felipe Massa (Williams) y Lance Stroll (Williams), pero ya a más de dos segundos de distancia. Carlos Sainz, que tuvo que aprovechar una salida de emergencia en una de sus vueltas, fue el cuarto, a 2,3 segundos. Fernando Alonso hizo el séptimo mejor tiempo, a tres segundos. Sin embargo, ni Vettel, ni Raikkonen, ni tampoco Lewis Hamilton dieron una sola vuelta completa y, por tanto, no marcaron ningún tiempo.

En la segunda tanda, las cosas no mejoraron. Hasta el punto de que los pilotos ni siquiera pudieron pisar la pista. Algunos aprovecharon para firmar autógrafos, y los equipos intentaban trabajar en aspectos muy concretos de sus monoplazas, pero sin poder probar nada. Todo el trabajo quedó pendiente para la tercera sesión de libres que se realizará el sábado por la mañana, antes de la clasificación. La incertidumbre lo invade todo, sin embargo, parece claro que en un circuito tan exigente con los motores, Mercedes y Ferrari volverán a ser los grandes protagonistas.

En McLaren, debían realizarse varias pruebas con un nuevo alerón trasero diseñado en Woking, pero quedaron pendientes. “No perdemos la esperanza, pero hay mucho trabajo a corto plazo en McLaren”, dijo Fernando Alonso en una entrevista a una televisión. “Siempre he hecho lo posible para ser competitivo, he ganado campeonatos, he luchado por más títulos y tenía la sensación de poder ganar carreras. La cuestión es estar siempre a punto y ser el que mejor se prepara del paddock. Pero si el coche no funciona bien, demostrar tu capacidad es imposible”.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información