Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los Biris le ganan la batalla al Sevilla

El presidente del equipo andaluz, José Castro, anuncia que permitirá la entrada de sus pancartas y símbolos en el Ramón Sánchez Pizjuán

Sergio Ramos se encara con los Biris. En el vídeo, el presidente del Sevilla, Pepe Castro. France Press / ATLAS

Los malos resultados que viene cosechando el Sevilla en el último mes, donde acumula seis partidos sin conocer la victoria, perdiendo la tercera plaza en favor del Atlético y fuera de la Liga de Campeones, ha provocado la primera reacción del presidente de la entidad, José Castro. El máximo dirigente del club andaluz ha comentado que a partir del próximo sábado, con motivo del encuentro ante el Deportivo, el club permitirá la entrada en el Ramón Sánchez Pizjuán de las pancartas y distintivos de los Biris, algo que había prohibido el propio club el pasado cuatro de febrero al ser considerado como “grupo violento” por la Comisión Nacional Antiviolencia.

Desde que se tomara esa decisión, los Biris decidieron dejar de animar. Sin la animación de los Biris, algunos de cuyos miembros han protagonizado actos muy violentos en los últimos años, el Sevilla empató ante el Villarreal, para ganar luego frente al Eibar, Leicester y Athletic Club. Después de que el equipo entrara en crisis, el Sevilla ha empatado en su estadio frente a Leganés y Sporting. En ambas ocasiones, tanto el entrenador, Jorge Sampaoli, como algunos pesos pesados de la plantilla, caso de Vitolo, han señalado el problema que existe en el Ramón Sánchez Pizjuán por la falta de aliento de los aficionados, algo, que, según su opinión, está pesando de forma negativa en el rendimiento del Sevilla en sus últimos compromisos caseros.

“No es un paso atrás con los violentos. Nuestro compromiso es absoluto en este terreno. Pero creemos que la aplicación de esta medida no está demasiado clara en el marco legal, como hemos visto en otros campos, así que nosotros hemos decidido que puedan pasar los emblemas y pancartas de los Biris”, ha argumentado el presidente del Sevilla. Aunque no lo ha comentado, los servicios jurídicos del club andaluz basan esta nueva decisión en que pancartas del Frente Atlético, también denominado como “grupo violento”, entraron en La Rosaleda con motivo del Málaga-Atlético de Madrid, por lo que en el Sevilla se entiende que la normativa no está clara se ha decidido dar este paso. La medida era reclamada por los Biris para volver a animar en el Sánchez Pizjuán, con lo que se presupone que la animación sistemática y ordenada regresará al estadio sevillista en duelo frente al Deportivo.

“Vemos pancartas en otros estadios y no se hace todo lo que se debiera para que no entren. Estas pancartas se ven y nosotros hemos decidido que no vamos a prohibir que entre la pancarta de Biris. Creemos que esta pancarta no es violenta”, añadió el presidente del Sevilla. El Sevilla ha tomado una decisión bastante arriesgada. Ahora hay que ver cuál puede ser la reacción de la Liga de Fútbol Profesional y si este organismo denuncia en su informe la presencia de las pancartas de los Biris, que llegaron a presentarse con un notario al estadio cuando se les prohibió la entrada de sus pancartas y símbolos. Cabe recordar que sobre el estadio Ramón Sánchez Pizjuán pesan dos propuestas de cierre parcial de los sectores de la grada N11 y N12, situados en el Gol Norte y en donde se ubican los miembros de los Biris. Estas dos propuestas, que han sido recurridas por el Sevilla, fueron incoadas por el Comité de Competición por insultos sistemáticos en los encuentro de Copa y Liga ante el Madrid.