Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cruyff y el Barça se unen en un masters

Jordi Cruyff y el club firman un acuerdo para comenzar a ofrecer preparación para la gestión deportiva

Liga BBVA
Imagen 360 del Camp Nou en el partido contra el Atlético. Getty

Cruyff y el Barça caminan juntos desde ayer a través del camino del estudio y la preparación para la gestión deportiva después del acuerdo firmado ayer por Jordi Cruyff, en nombre del Johan Cruyff Institut, y Josep María Bartomeu, como representante legal de la FCUniversitas. “Tener ideas está bien ero no tiene mucho mérito si no las pones en práctica”, avisó el doctor Jordi Monés, directivo comisionado para impulsar el proyecto de investigación científica para fomentar fomentar el rendimiento deportivo y transmitir el conocimiento.

En base a la idea de Johan Cruyff de que “la gente que siente pasión por el deporte es la que habría de liderar las organizaciones deportivas” se impulsa el primer producto fruto del acuerdo, el “Master en Football Business”. El curso empezará a implantarse en mayo para quienes acrediten tres años de experiencia en gestión de fútbol y en febrero, en un curso previo de tres meses, pensado para deportistas para que puedan convalidar el requisito de la experiencia y acceder por esa vía al master. El profesorado y los contenidos, principalmente, corren a cargo del JCI, porque según reconoció el presidente del Barcelona “el acuerdo nos permitirá aprender y además, promocionarnos en el mundo porque Cruyff era muy conocido”.

“Mi padre tenia varias cosas en su vida pero siempre tuvo claro la importancia del aspecto social, por eso impulso la fundación de apoyo a la integración de la gente con discapacidades a través del deporte y insistió tanto en la formación del deportista, para evitar que cayeran en un agujero negro al dejar el deporte, o cuando no alcanzan los objetivos de competir en la élite”.

Jordi Cruyff, director deportivo del Maccabi de Tel Aviv, aseguró que era un día muy feliz para su familia y se reconoció “contento, feliz y orgulloso” porque el proyecto sigue el camino marcado por los deseos de su padre. “A mi no me gustaba estudiar, pero termine gestión de empresas y hasta hice un master, por su insistencia”, explicó Jordi, al tiempo que recordaba que Johan era puro talento, porque no terminó ni el colegio: “Por eso siempre supo que un mal gesto cuando era joven hubiera cambiado su vida, por eso insistió tanto en la formación de los deportistas”. A ellos, a los que ya han trabajado como gestores deportivos y a los que pretenden dedicare a tales menesteres, va dedicado el acuerdo que une Cruyff y Barça. En el acto, el presidente volvió a excusar la ausencia del club en Vallfogona de Vallcorba, donde hace dos semanas se dedicó una calle a la memoria de Johan Cruyff sin representación del club, que por cierto, ayer hizo entrega a Jordi de dos abonos vitalicios en el estadio para su familia, tras haberle retirado sin previo aviso “por un error burocrático” los que pagaba en vida Johan para su familia.

Más información