Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sergio Rico sostiene al Sevilla

Gran partido del Eibar, que puso en apuros hasta el final al conjunto andaluz, que mantiene su gran racha en casa con un gol de Llorente

Cristóforo, ante Escalante.
Cristóforo, ante Escalante. EFE

Cumplidas de sobra sus expectativas en la Liga, donde acaricia el objetivo de la permanencia, el Eibar no tiene problemas en mostrarse valiente. En un estadio donde el Sevilla acumulaba 14 triunfos consecutivos, el conjunto de Mendilibar se plantó ante un rival de enjundia con dos delanteros, Borja Bastón y Sergi Enrich, y una presión extenuante en campo contrario. El planteamiento, de lo más atrevido, acogotó mucho al Sevilla, pues obligaba a sus jugadores a arriesgar en cada acción, convertido el partido en miles de uno contra uno. Al equipo de Emery lo salvó Llorente, con su gol, y la gran actuación de Sergio Rico, que hizo dos grandes paradas en una segunda parte donde el Sevilla sufrió más de la cuenta. Una intervención a remate de Borja Bastón y una gran estirada a falta de Berjón en el alargue proclamaron a Rico como el héroe de un Sevilla al que le costó una enormidad cerrar el partido. No pudo ni sacando una multitud de saques de esquina ni poniendo en práctica su estupendo contragolpe. Conviene recordar, también, el partidazo que se marcó el Eibar, rápido, incansable y peleón frente a un Sevilla algo cansado después de tanto partido. Aun así, con evidentes problemas, el equipo andaluz sigue intratable en casa, donde suma su victoria 15 de forma consecutiva.

Sevilla

4-2-3-1

Unai Emery

1

Sergio Rico

25

Tarjeta amarilla Tarjeta amarilla

Mariano

3

Rami

6

Carriço

2

Trémoulinas

14

Cristóforo

15

N'Zonzi

7

Krohn-Dehli

10

Cambio Sale Vitolo

Reyes

19

Cambio Sale Iborra

Banega

24

1 goles Gol Cambio Sale Gameiro

Llorente

13

Riesgo

3

Tarjeta amarilla Tarjeta amarilla

Pantic

4

Ramis

17

David Juncà

14

Tarjeta amarilla Tarjeta amarilla

Dani García

6

Josip Radosevic

24

Adrián

18

Borja

9

Enrich

5

Cambio Sale Saúl Berjón

Escalante

16

Tarjeta roja Tarjeta roja

Lillo

Eibar

4-4-2 (D.P.)

José Luis Mendilibar

El alto ritmo del Eibar desde el principio atosigó a futbolistas como Reyes e incomodó a otros como Banega. Solo en contadas ocasiones pudo superar el Sevilla la presión diseñada por Mendilibar. Eso sí, en la primera cantó bingo. Krohn-Dehli rompió por la banda izquierda para centrar al área, donde Fernando Llorente, que regresaba a la titularidad, resolvió como en sus mejores tiempos. Emery está cuidando mucho al delantero, al que ha relanzado con un trabajo específico de dos semanas, destinado a encontrar su mejor estado de forma física. A Llorente se le nota más perfilado, más rápido. Fue protagonista de las mejores acciones de ataque del Sevilla, con dos remates posteriores a su gol que salieron fuera por muy poco. El Eibar, mientras, jamás se rindió. Quizás abusó de colgar balones sobre el área de Sergio Rico, pero el portero internacional resultó definitivo en un disparo envenenado de Escalante dentro del área.

Sometido a una férrea presión, al Sevilla le costaba un mundo llegar al área de Riesco. Lo intentaba Reyes, son fortuna, y solo en contadas ocasiones Banega podía desplegar su enorme potencial.

El partido se jugaba de área a área, con muchas conducciones, sin penas toque, con, a veces, demasiado fútbol directo. Al Sevilla lo sostenía su extraordinaria eficacia. Su único disparo a puerta se había convertido en el gol de Llorente.

Sufrió una enormidad el Sevilla, incapaz de controlar el balón, sin puntería a balón parado y sin tino en sus contragolpes. Emery metió a sus mejores hombres en el campo, caso de Vitolo y Gameiro, pero jamás halló la fórmula de la tranquilidad. Debió llegar en un contragolpe que Riesgo salvó de forma milagrosa a Banega. Al no hacer el segundo, el Eibar creció y creció. Entonces surgió la figura extraordinaria de Rico. El portero salvó un gran remate de cabeza de Borja Bastón, vio cómo Enrich fue incapaz de conectar con el balón con todo a favor y todavía voló para sacar una falta de Berjón en el último suspiro de un choque que se hizo muy largo para los locales. Respiró el Sevilla, que consolida su plaza europea, aunque deberá mejorar una barbaridad si quiere pelearle la cuarta plaza al Villarreal. Eso sí, le recortó dos puntos, pero la distancia de nueve con los de Marcelino se antoja demasiado importante.

"Jugamos un mal partido"

R. P.

Fue muy sincero Unai Emery a la hora de analizar el partido que su equipo jugó y ganó, con apuros, ante el Eibar. "La verdad es que fue un día para crecer después de jugar un mal partido. No hemos estado fino, pero hemos sacado el partido adelante", aclaró Emery. "Lo más importante es que seguimos muy fuertes en nuestro estadio. He podido ayudar al equipo con mis paradas y repito que lo mejor es el triunfo", indicó, por su parte, Sergio Rico, crucial con sus paradas ante el Eibar. "Llevamos muchos partidos en las piernas, pero es la exigencia que queremos. Estamos ya en una final y queremos llegar lejos en la Liga Europa", finalizó el portero del Sevilla. Cabe destacar que el Sevilla sumó su triunfo número 15 seguido en casa (12 en Liga), un registro que se remonta a la temporada 56-57.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información