Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Barça juega por Siria

Iniesta y Messi lideran la campaña del club azulgrana en apoyo a los refugiados

El Barça juega por Siria Ampliar foto

'Tant se val d'on venim' [da igual de dónde venimos] recita Andrés Iniesta en el inicio del vídeo con el que el Barcelona ha comenzado su campaña de apoyo a los emigrantes sirios, parafraseando una estrofa del himno del club. En las imágenes también aparecen Neymar, Busquets, Piqué y Messi, así como el entrenador Luis Enrique. El vídeo trata de motivar a todos los estamentos del barcelonismo para implicarse en la ayuda y acogida a los damnificados del conflicto bélico que asola a la población del país árabe. Usando parte del contenido de las estrofas de la letra del himno escrito por Jaume Picas y Josep Maria Espinàs, el Barça ha dado forma a un proyecto de acogida a los refugiados sirios cuyo punto de partida se ejecuta hoy en los prolegómenos del partido contra el Levante, en la entrada del Camp Nou, y que en principio debería terminar en tres meses, pero puede prolongarse en el tiempo.

De acuerdo con la Fundació del Barça y la Cruz Roja, y con el ánimo de que se convierta en una razón que actúe a favor de los necesitados, la idea, que pasa por involucrar a diferentes estamentos del club, va del vestuario a la calle porque los jugadores son solo el cebo, el reclamo que visualiza el compromiso social del club. El club pondrá al frente a jugadores, pero llama a filas a  los 200 millones de seguidores que tiene en las redes sociales para que se alineen con los valores y el ADN del FC Barcelona más solidario. De hecho, las aportaciones económicas también pueden realizarse a través de la web del club.

El club llama a filas a los 200 millones de seguidores que tiene en las redes sociales para que se alineen en la ayuda a los refugiados

La Cruz Roja colaborará hoy en la recogida de donaciones económicas, pero la voluntad del club es que se extienda a partir de tres ejes de actuación, según el plan previsto, que abarca también la sensibilización social del entorno barcelonista a través de la involucración de las peñas. En ese sentido, el club quiere no pretende que todo se limite a una mera recogida de dinero, como han hecho otras entidades deportivas, sino que promueve una red de acogida, en la media de lo posible, que recluta al tejido social del club. Están llamados a actuar los socios, peñistas, directivos y jugadores del primer equipo de fútbol, y también los jugadores de las secciones profesionales que, como siempre en estos casos, han instado a la entidad a mantener en secreto las ayudas personales.

Hoy los jugadores saltarán al campo contra el Levante con una camiseta que refiere a la campaña “Tant se val d’on venim igual que los futbolistas del conjunto valenciano lo harán con una que promueve UNICEF de acuerdo con la LFP.

El proyecto del Barcelona cuenta con la colaboración del Ayuntamiento de la ciudad y de la Generalitat de Cataluña, al que el Barça ha puesto a su disposición las instalaciones y sus medios en  favor de “esos miles de personas que a las puertas del invierno están viviendo una tremenda catástrofe”. 

El club mantiene el ánimo de prolongar la campaña, así que las urnas para recogida de fondos estarán presentes desde hoy a enero en todos y cada uno de los partidos que disputen el primer equipo de fútbol y de las secciones profesionales del club, con la intención de que la campaña no tenga un carácter puntual, sino que pueda ir retroalimentándose de las necesidades que genere la situación que se está viviendo en las fronteras de Europa. Se trata de mantener un grado alto de funcionalidad y tam,bien se ha pedido ayudaq a los patrocinadores de la entidad es decir eso que eufemísticamente Jordi Cardoner, vicepresidente del club, señala como “todos aquellos que forman parte de la familia blaugrana” para que colaboren en la ayuda a los refugiados sirios en la medida de sus posibilidades. Se trata, según fuentes del club, de demostrar por qué el Barça es “mes que un club

En ningún caso el Barcelona se ha planteado una cifra económica como objetivo, -“no queremos competir con nadie, no se trata de eso”, justifican en el la entidad catalana- por cuanto se impone la necesidad de que el impacto social de la campaña “afronte la crueldad del problema en su justa medida” y eso no pasa solo por la aportación económica. Lo que tiene claro el Barça es que muy probablemente los socios y simpatizantes superarán con creces el millón de euros que Florentino Pérez, en nombre del Real Madrid, donó a UNICEF recientemente.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.