Krychowiak, el apagafuegos del Sevilla contra Messi

Emery duda entre que el polaco pare las diagonales del argentino o improvise como central

Krychowiak celebra el primer gol del Sevilla en la final de la Europa League.
Krychowiak celebra el primer gol del Sevilla en la final de la Europa League.Eddie Keogh (REUTERS)

Pocos jugadores pueden presumir de ganarle un balón a Messi cuando éste emprende la carrera con la pelota en ventaja. Ocurrió en el último duelo liguero entre el equipo andaluz y el Barça. Grzegorz Krychowiak (Gryfice, Polonia; 1990) le rebañó el balón al astro en una recuperación imposible y propició el empate del Sevilla. Hoy, se cruzarán de nuevo. No está claro en qué zona del campo.

Emery había articulado el sistema defensivo de su equipo en torno a las enormes prestaciones defensivas de un futbolista que jugó 48 partidos en la pasada temporada. En el plan, ahora muy tocado por las ausencias seguras de los centrales Pareja, Carriço y Kolo, más el centrocampista N’Zonzi, se contemplaba la aparición de Krychowiak para detener las mortales diagonales de Messi desde las bandas. “Hay que ser muy fuerte para parar a Messi. No hay más que mirar el gol ante el Athletic de la final de Copa, donde Mikel Rico y un par de compañeros van a la cobertura y no pueden con Leo”, recuerdan en el cuerpo técnico del Sevilla. Esa función vital como cerrojo de Messi puede cambiar en Tiflis.

Emery se ha quedado sin centrales y aunque espera contar con Rami, entre algodones, puede que no tenga más remedio que reubicar a Krycho de central. La decisión se antoja casi imprescindible, pero no gusta demasiado ni al jugador ni al propio entrenador. Krychowiak no salió contento de su actuación como central en el amistoso ante el AEK y en una demarcación que no es la suya puede sufrir más de la cuenta ante las diabluras de Messi y la movilidad y agresividad de Luis Suárez.

Tiene tan claros los conceptos defensivos que puede actuar de central", dice Monchi

“Krycho tiene más argumentos en el centro del campo para taponar a Messi. Puede sufrir más con los movimientos de Luis Suárez al espacio como central, pero no tenemos muchas opciones en defensa”, destacan en el equipo andaluz. “Tiene tan claros los conceptos defensivos que puede actuar de central. Lo hizo alguna vez con el Reims y en el partido de cuartos de final de la Liga Europa ante el Zenit. También tiene juego aéreo, pero donde marca las diferencias es con su empuje en el medio”, aclara Monchi.

En el Sevilla destacan a un jugador que cuida su físico con esmero y actúa con inteligencia: fue el tercer jugador que más faltas hizo en la Liga pasada, pero solo fue expulsado una vez.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS