Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Valencia se asegura la previa de la Champions League

El conjunto de Nuno remonta con un gol final de Alcácer; el Almería desciende a Segunda

Diego Alves, lesionado de la rodilla derecha, podría perderse la Copa América

Los jugadores del valencia celebran el pase a la Champions. Ampliar foto
Los jugadores del valencia celebran el pase a la Champions. AFP

Paco Alcácer, jugador de la casa, símbolo del Valencia junto a Nicolás Otamendi, concedió con un gol en el minuto 80 la clasificación para la previa de la Liga de Campeones al conjunto che, al club de Peter Lim que comienza a dar lustre a su proyecto. Un carrusel de emociones se vivieron en el Juegos Mediterráneos. Sensaciones dispares. Demasiado en juego para ambos equipos en el último examen sin posibilidad de recuperación. Lo aprobó el Valencia cuya mejor virtud y pegada fue superior a la necesidad del Almería, que no pudo evadirse del descenso. Se adelantó por dos veces el conjunto de Sergi Barjuan y el Valencia, sin fútbol, logró remontar en un encuentro atribulado en el que se lesionó Alves y terminó con diez jugadores por la expulsión final de Parejo. Con sufrimiento, el Valencia logró su objetivo de Champions que da validez a toda una temporada de pasión. No todo fueron buenas noticias. El guardameta Diego Alves, que tuvo que ser sustituido, parece tener una seria lesión en los ligamentos de la rodilla derecha, extremo que se confirmará después del fin de semana.

Sostenido por la solvencia de su portero Alves y la pareja de centrales, Otamendi y Mustafi, inconmensurables en defensa y prolíficos en ataque (seis goles el argentino, cuatro el alemán), el Valencia comenzó a fraguar su posición de Champions desde el inicio de la Liga. En 31 jornadas se mantuvo entre las cuatro primeras posiciones, cuestionadas hasta el final por el Sevilla. 77 puntos, los mismos que alcanzó para ganar su última Liga 11 años atrás, ha necesitado el Valencia para regresar a la Liga de Campeones tras dos temporadas ausente. Una plantilla renovada, la más joven de Primera, ha sido dirigida hacia el éxito por Nuno Espirito Santo, un técnico portugués de 41 años sin apenas recorrido en los banquillos, avalado por Peter Lim y representado por Jorge Mendes. El carácter afable, el discurso pausado y la ambición que ha mostrado Nuno se han granjeado el respeto del vestuario y de la grada de Mestalla, a la que ha devuelto la ilusión.

A pesar de los 70 goles logrados, el cuarto mejor registro tras Barça, Madrid y Sevilla, al Valencia le han faltado los tantos de sus delanteros. 16 goles entre Alcácer (11) y Negredo (5) son muy pocos para una pareja de reputados atacantes. El contraste con el exuberante dúo de centrales es evidente. Entre Otamendi y Mustafi han logrado 10 goles. Dos más, 12, ha anotado Parejo, que,solvente en las áreas, ha añadido pólvora a su imaginación para crear el escaso juego que ha generado el Valencia en el curso.

El partido fue un sin vivir para todos. Al Almería se le abrió el cielo muy pronto. A los ocho minutos, una falta lejana fue botada por Thomas por el exterior de la barrera, mal ubicada por Alves que reaccionó a su vez tarde al disparo del ghanés. El conjunto de Sergi Barjuan estaba salvado en esos instantes. El Valencia necesitaba remontar para no esperar acontecimientos favorables en la Rosaleda.

Almería, 2-Valencia, 3

Almería: Rubén; Michel, Mauro Dos Santos (Soriano, m. 31), Dubarbier, Casado; Verza, Thomas; Zongo (Hemed, m. 83), Corona, Espinosa (Wellington Silva, m. 54); y Thievy. No utilizados: Julián; Mané, Marín y Azeez.

Valencia: Alves (Yoel, m. 71); Barragán, Mustafi, Otamendi, Gayà; Javi Fuego; Feghouli, Enzo Pérez (Negredo, m. 46), Parejo, De Paul (Piatti, m. 62); y Alcácer. No utilizados: Cancelo, Vezo, Orban y Filipe Augusto.

Goles: 1-0. M. 9. Thomas. 1-1. M. 27. Otamendi. 2-1. M. 37. Soriano. 2-2. M. 45. Feghouli. 2-3. M. 80. Alcácer.

Árbitro: Hernández Hernández. Expulsó a Parejo por doble cartulina amarilla (m. 89). Amonestó a Barragán, Casado, Parejo, Wellington Silva, Gayà, Javi Fuego

Unos 12.000 aficionados en el Juegos Mediterráneos.

El gol aturdió al grupo de Nuno, incómodo y falto de creatividad en el centro del campo, ausente André Gomes. Sin fútbol, el Valencia encontró el empate a balón parado. Y en tales lances, aparece siempre la figura de Otamendi. El central argentino ganó la posición a los defensores del Almería y sin apenas elevarse del suelo cabeceó con potencia y a la red el saque de esquina botado por De Paul. El sexto gol de Otamendi que daba ánimo al Valencia y ensombrecía el futuro del Almería, al que solo la victoria le concedía la posibilidad de salvación.

Por si fuera poco, el Almería se quedaba sin el único central puro disponible, lesionado Mauro Santo antes de cumplirse la media hora. Entró Soriano por el defensor argentino y resultó mano de santo. El veterano centrocampista maño cazó el rechace de Alves a tiro de Thievy para adelantar de nuevo al Almería. El propio Soriano estuvo a punto de ampliar la renta ante un Valencia noqueado por instantes. Y de nuevo en la estrategia, en el último minuto del primer acto, encontró alivio. Un nuevo saque de esquina, sacado esta vez en corto, sirvió a Gayà para poner un dulce centro que prolongó Javi Fuego para que rematara Feghouli. Nuevo empate, gran incertidumbre.

Introdujo Nuno a Negredo tras el descanso sustituyendo a un centrocampista, Enzo Pérez. No cabía especulación alguna. El Sevilla vencía con solvencia ante el Málaga. Al Almería tampoco le servía el empate. Y en un balón al espacio, Alcácer lograba el gol definitivo que daba la clasificación para la previa de la Liga de Campeones al Valencia.

Diego Alves, lesionado

El brasileño Diego Alves sufre una afectación de ligamentos importante en la rodilla derecha y entre el domingo y el lunes será sometido a pruebas médicas para conocer el alcance exacto del problema. Alves tuvo que ser atendido en dos ocasiones durante la segunda mitad del partido que su equipo jugó hoy en Almería y, posteriormente, en un saque con el pie a diez minutos del final, cayó al terreno de juego y tuvo que ser sustituido.

La lesión de Alves, que posteriormente fue vendado e inmovilizado, le deja fuera de la participación con Brasil en la Copa América para la que había sido convocado. En el caso de que se confirme que el futbolista sufre una rotura del ligamento, deberá ser operado y su baja no será inferior a los seis meses.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información