Mireia Belmonte: “Todavía puedo romper mi techo”

La nadadora reflexiona sobre una temporada llena de medallas y récords del mundo

Mireia Belmonte, en una imagen de archivo.
Mireia Belmonte, en una imagen de archivo.Rodolfo Molina (DIARIO AS)

Batir tres récords mundiales en 10 días tiene un precio. Mireia Belmonte llegó a Madrid vestida de Navidad, chaqueta roja y brillos dorados, pero “cansada”. “En la piscina había mucho cloro, soy alérgica, y lo noté muchísimo”, explicó sobre la jornada final de los Campeonatos de España, que acabaron ayer en Sabadell, donde el viernes logró la plusmarca de 1.500m. “Me noté en el calentamiento con algún dolor en el pecho. No le quise dar importancia”, describió la doble medallista olímpica, que está en la capital para recibir esta noche el trofeo que le distingue como mejor deportista en la Gala del diario As. "Me puse a nadar, y de repente ya no sabía si iba a un lado u otro de la piscina. Me empezó a faltar la respiración. Tuve que tocar la pared. Situarme. Y seguir”.

“Seguir”. Si algo explica la transformación y el éxito de Belmonte es su alergia a doblegarse frente a las dificultades. Cierra 2014 con seis medallas en los europeos, cuatro oros en los mundiales de piscina corta y la ambición intacta: “Puedo romper mi techo. Me queda mucho trabajo mental, mucho trabajo en la piscina, mejorar el descanso, las horas de sueño, pequeños detalles que suman y hacen una gran diferencia”, argumentó. “Eso me ayuda al gran objetivo, los Juegos de Río 2016, las ganas de mejorar, de estar pendiente de los detalles dentro y fuera del agua”, prosiguió tras celebrar la “explosión” del deporte femenino en España.

Belmonte celebra la pasada semana su récord mundial de 1.500m.
Belmonte celebra la pasada semana su récord mundial de 1.500m.Rodolfo Molina (DIARIO AS)

Belmonte tiene alergia al cloro. Asma. Nada porque de niña le recetaron la piscina como remedio para su escoliosis. Pese a todas esas dificultades, ha protagonizado un curso lleno de “hazañas” y firma una carrera que le coloca en el podio de las mejores deportistas españolas de la historia. En 2015 buscará engordar su currículo en el Mundial de Kazán. Esa, sin embargo, es una estación intermedia hacia la gran meta, los Juegos de Río. Allí, en 2016, la nadadora de Badalona, de 24 años, buscará colgarse un oro olímpico. Mireia está de caza.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Sobre la firma

Juan José Mateo

Es redactor de la sección de Madrid y está especializado en información política. Trabaja en el EL PAÍS desde 2005. Es licenciado en Historia por la Universidad Complutense de Madrid y Máster en Periodismo por la Escuela UAM / EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS