Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Camerún investigará la acusación de amaño a siete de sus jugadores

Un encarcelado por fraude predijo el resultado y la expulsión del encuentro contra Croacia, según publica el alemán `Der Spiegel´

Song ve la roja, en el partido contra Croacia Ampliar foto
Song ve la roja, en el partido contra Croacia EFE

El comité de ética de la federación de fútbol de Camerún (FECAFOOT) ha anunciado que investigará las acusaciones de amaño sobre siete jugadores de su selección, según publica el organismo en un comunicado. El anuncio llega después de que el singapurense Wilson Raj Perumal predijera el resultado exacto del encuentro contra Croacia (4-0) y la expulsión de un jugador de la selección africana, Alex Song, según declaró a la revista alemana Der Spiegel. Raj Perumal es un viejo conocido de la FIFA que estuvo encarcelado por amañar varios partidos en Singapur en 1995 y por el llamado Asiagate, un fraude que implicó a la selección de Zimbawe entre 2007 y 2009.

El supuesto fraude que denuncia Raj Perumal habría sido cometido en los tres partidos de la fase de grupos, principalmente en la derrota ante Croacia (4-0), encuentro en el que Camerún no se jugaba nada, ya eliminado al haber perdido sus dos compromisos anteriores ante México (1-0) y Brasil (4-1). Volker Finke, entrenador de los africanos, manifestó al término del partido su "indignación" ante el descontrol de sus jugadores, que habrían mostrado una actitud "inexplicable".

"Recientes acusaciones de fraude en torno a los tres partidos de Camerún en la Copa del Mundo 2014, especialmente Camerún contra Croacia, así como la existencia de siete manzanas podridas [en nuestro equipo nacional] no reflejan los valores y principios promovidos por nuestra administración", afirma la FECAFOOT en el mensaje. "Queremos informarle al público general de que, aunque nuestra administración aún no ha sido contactada por la FIFA con respecto a este tema, el organismo ya instruyó al Comité de Etica para que investigue aún más estas acusaciones", matiza el comunicado.

El periplo de los leones indomables en la Copa del Mundo de Brasil comenzó torcido cuando el combinado se negó a viajar si no recibían la totalidad de las primas pactadas con la federación. Otro episodio emborronó la actuación africana. En el partido ante Croacia, tras la citada expulsión del mediocampista del Barcelona Alex Song por propinar un codazo en la espalda al croata Mandzukic, Benoit Assou-Ekotto, un controvertido jugador que milita en el QPR inglés, intentó darle un golpe con la cabeza a su compañero de equipo Benjamin Moukandjo, incidente que terminó en una pequeña disputa.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información