EUROPA LEAGUE | LEVANTE-RUBIN KAZAN

Contradictorio Martins

El delantero nigeriano, mientras suplica su salida del Levante, informa de las características del Rubin, su exequipo, rival del conjunto valenciano en octavos de la Liga Europa

Martins, en el partido contra el Olympiakos.JOSE JORDAN (atlas)

Harto de no ser protagonista en el terreno de juego tras dos temporadas con más sombras que luces en el Rubin Kazan, el pasado verano, Obafemi Martins hizo lo imposible por dejar el conjunto ruso. A sus 28 años, quería volver a sentirse importante, como lo fue en sus inicios en el Inter de Milan, como también lo consiguió en sus tres temporadas en el Newcastle, inglés. En dos cursos en el conjunto de Kazan, apenas contó con oportunidades, solo dispuso de veinte partidos para exhibir su potencia y tuvo que marcharse cedido al Birminghan. A finales de agosto pasado, consiguió su propósito y se desvinculó del conjunto ruso. Tras disputar la Serie A (Inter), Premier (Newcastle, Birminghan), Bundesliga (Wolfsburgo) y el campeonato ruso (Rubin Kazan), a Martins le seducía probar en la Liga española. Le convenció el Levante hasta el punto de rebajar su nómina a 700.000 euros, lejos del caché de los reputados delanteros que ejercen en Europa.

El Seattle Sounders le pretende ya y está dispuesto a pagar los tres millones de euros de cláusula

Martins quería rehabilitarse para el fútbol y en el Levante lo está consiguiendo. Sin embargo, seis meses después de instalarse en Valencia, el delantero nigeriano está forzando su salida para enrolarse en la liga estadounidense (MLS). El Seattle Sounders le pretende ya y está dispuesto a pagar los tres millones de euros de cláusula pactados entre el club de Orriols y el delantero que se llevaría un tercio de la operación. Consciente de las virtudes recuperadas de Martins, el Levante, como ya hiciera en las dos temporadas precedentes con Caicedo y con Kone, pretende sacar rendimiento deportivo del nigeriano para, inevitablemente, obtener al finalizar la temporada beneficio económico con una futura venta con el moderado precio negociado de antemano. La aparición del Seattle, que ofrece a Martins un sueldo casi cuatro veces mayor del que percibe en el Levante, tiene tentado al nigeriano que no quiere dejar pasar la oportunidad estando dispuesto a ceder el millón de euros que le corresponderían en la operación.

Llegado el tramo final de la temporada, y a pesar de que el Levante se encuentra cómodamente a mitad de tabla en la Liga con 35 puntos a falta de 12 jornadas para la conclusión, Quico Catalán, el presidente granota, con las miras puestas también en la Liga Europa, no quiere prescindir de su principal valor en ataque hasta que no finalice el curso, conminando a Martins a que deposite en la Liga de Fútbol Profesional los tres millones de euros y sus correspondientes impuestos si quiere desligarse del club, además de no garantizarle una posible denuncia a la FIFA por romper el vínculo en periodo protegido. Mientras las negociaciones se encuentran varadas, Martins pretende seguir siendo útil al equipo. El nigeriano ha explicado a sus compañeros las características del Rubin Kazan su exequipo, con el que dirimen a partir de las 21.05 en el Ciutat de València la ida de los octavos de final de la Liga Europa. “Nos ha dicho que es un equipo muy físico, muy bien plantado atrás y que aprovecha las oportunidades que tiene, como así demostró ante el Atlético”, explicó Iborra que, al igual que el resto de la plantilla, le incomoda la situación generada, pero entienden la voluntad del nigeriano de aprovechar la oportunidad de un suculento contrato. “Le considero un compañero más, espero que se sienta bien y cómodo”. Y en el terreno de juego, Martins clama venganza contra su exclub al cual quiere eliminar de Europa y de paso agrandar la historia del Levante.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50