Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Verticalidad lateral

Sin centrocampistas creativos, Portugal explota las bandas de Nani y Cristiano Ronaldo

Selección de fútbol de Portugal. Ampliar foto
Selección de fútbol de Portugal. EFE

Sin centrocampistas con último pase, las líneas maestras del fútbol ofensivo de Portugal las marcarán las bandas. La presencia de João Pereira y Coentrão en los laterales, y las de Nani y Cristiano en los extremos hablan de una selección diseñada para jugar mucho de fuera hacia adentro y a toda velocidad.

Ha habido una declaración previa de intenciones de Paulo Bento que anuncia esa carencia para elaborar: “Queremos ser un equipo que lleve la iniciativa. Por características de nuestros jugadores y por el momento del partido, vamos a tener que contraatacar, pero no queremos depender de dicha jugada. Queremos construir y hacer un equipo que cuando pierde el balón sea muy fuerte para recuperarlo, muy agresivo. Esperamos que el equipo asimile esta filosofía”. Las mayores críticas que recibió durante la fase de clasificación el seleccionador más joven de esta Eurocopa, 42 años, tuvieron que ver con esa falta de imaginación para abrir defensas que no concedían espacios. La composición del centro del campo, un trivote dinámico (Meireles, Veloso y Moutinho), de mucha ida y vuelta, pero de poca pausa, no le ayudará a ser un equipo brillante en las posesiones largas.

No se discute la titularidad de Rui Patricio en la portería, pero sí cómo se desenvolverá en una gran competición

Encuadrada en el grupo de la muerte junto a Holanda, Dinamarca y Alemania, se espera un Portugal muy táctico e incómodo para sus contrarios. Será un equipo muy vertical, perseguido por la sombra histórica de la falta de un 9, algo que parece no preocuparle en exceso a Paulo Bento (tiene a Postiga y Hugo Almeida) porque cuenta con que la versión tan demoledora que Cristiano ha enseñado en el Madrid la traslade a la selección. “Desde hace muchos años se habla de la falta de un buen delantero, incluso cuando jugaba Pauleta, el mayor realizador de siempre de Portugal. No tenemos un delantero nato, pero los futbolistas que juegan como extremos tienen facilidad para marcar”, ha analizado Paulo Bento. La portería también es una incógnita en cuanto a rendimiento. No se discute la titularidad de Rui Patricio, pero sí cómo se desenvolverá en una gran competición. Es un portero más reactivo ­-de reflejos y poco tendente a blocar balones-, que activo. No es de los guardametas que se anticipe a las jugadas y se siente más seguro bajo palos que lejos de ellos. Por delante de él hay una pareja de centrales fuerte y rápida (Bruno Alves y Pepe). Para un equipo cuya mejor secuencia a priori es salir y robar, la estabilidad de su eje defensivo central se antoja vital.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Más información