Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Antiviolencia propone cerrar 15 días el Sánchez Pizjuán

El Sevilla, que no tiene confirmación oficial de la propuesta de sanción, condena los incidentes durante el derbi contra el Betis

Lanzamiento de bengalas en el último derbi en el Pizjuán.
Lanzamiento de bengalas en el último derbi en el Pizjuán. EFE

La Comisión Permanente de la Comisión Estatal contra la Violencia, el Racismo, la Xenofobia y la Intolerancia en el deporte, reunida en el Ministerio del Interior, ha propuesto una multa de 90.000 euros al Sevilla y la clausura temporal por un periodo de 15 días del estadio Ramón Sánchez Pizjuán. Antiviolencia ha solicitado estas sanciones al considerar “muy graves” los incidentes que tuvieron lugar en el derbi ante el Betis, jugado el pasado 2 de mayo, cuando se lanzaron numerosas bengalas al terreno de juego, así como botes de humo en las gradas. Una de las bengalas estuvo a punto de impactar en la cara del portero del Betis, Fabricio, después de que fuera recogida por uno de los operarios de la entidad sevillista. “Se trata de unos hechos que se vienen repitiendo en las últimas temporadas sin que el Sevilla haya adoptado las medidas de control de acceso y permanencia que establece la Ley del Deporte”, aclara el organismo, que añade: “Con ello se pone en grave riesgo la integridad y seguridad de los aficionados que acuden a este estadio”. Esta proposición de Antiviolencia debe ser ahora aprobada por el Ministerio del Interior, que ejerce la presidencia de la comisión en esta temporada.

El club andaluz se expone al quinto cierre de su estadio en toda su historia

El Sevilla ha anunciado que no ha recibido la notificación oficial de la propuesta de sanción, aunque inmediatamente ha condenado el comportamiento de un grupo de aficionados que tiene completamente localizados en el fondo norte del Sánchez Pizjuán. “El Sevilla lamenta la conducta de un grupo de aficionados radicales ubicados en el Gol Norte y que la misma provoque una sanción de esta gravedad, que perjudica a la entidad y a la gran mayoría de sus aficionados, no responsables de estos actos del todo reprobables”, indica el club andaluz, que emprenderá medidas para que estos lanzamientos de objetos no vuelvan a producirse. El club andaluz ha comunicado que interpondrá un recurso cuando se le notifique la sanción, que en principio impediría jugar un partido de la próxima temporada en su estadio.

No es la primera vez que incidentes acaecidos durante la disputa de un derbi provocan el cierre del Sánchez Pizjuán. En octubre de 2002, el Comité de Competición cerró cuatro partidos el estadio por la paliza que recibió un guardia de seguridad antes de la disputa del encuentro ante el Betis, mientras que en octubre de 1999, el árbitro encontró un cuchillo lanzado desde la grada en otro choque ante el eterno rival, lo que provocó el cierre por un partido del estadio. De cumplirse esta propuesta de sanción sería el quinto cierre que ha sufrido el estadio sevillista en su historia.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.