Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
VELA | COPA DEL AMÉRICA

El Alinghi reconquista la Copa del América

Los suizos vencen al Team New Zealand por 5-2

El equipo suizo Alinghi ha revalidado el título de vencedor de la Copa del América al ganar un séptimo duelo de infarto, que se decidió en el último metro, contra un Fly Emirates Team New Zealand batallador y adjudicarse la serie final por 5-2, con lo que gana el segundo trofeo de su historia que le da derecho de organizar la 33 edición de la regata. Ambos equipos han brindado un excepcional enfrentamiento en la lucha por la ''Jarra de las Cien Guineas'' con siete duelos muy emocionantes en los que hubo de todo.

En este último, un role brutal del viento hizo que los dos barcos arriaran los spi y terminaran la regata con los génovas izados. New Zeland estuvo a punto de vencer sobre la línea de llegada, pero los suizos se impusieron por un segundo. La clave de la regata de hoy se dio en una maniobra de los kiwis que les costó una penalización en la llegada a la boya de barlovento en la segunda ceñida. Los neozelandeses intentaron pasar por detrás de los suizos, pero estos con preferencia de paso, aguantaron el rumbo y le sacaron una penalización a los ''kiwis'' que los acabó de hundir.

A los de Dean Barker no les quedaba otra que intentar pasar por detrás de los suizos, arriesgaron y los jueces los penalizaron con una vuelta sobre sí mismo, lo que supuso la derrota en el duelo de hoy. Y eso que a punto estuvieron de vecer porque se penalizaron casi en la línea de meta y Alinghi ganó por dos segundos. La presalida se dio dentro de un cajón de nervios. El barco ''kiwi'' fue el que comandó la salida, se jugaba el trofeo, mientras que Alinghi se dedicó a defenderse porque todavía contaba con el colchón de dos regatas más, en caso de cometer un error.

Los dos barcos sabían que la regata estaría centrada al eje del campo de regatas, en una jornada que se disputó con vientos de entre 14 y 16 nudos de componenente sureste. Ambos salieron con máxima igualdad y a máxima velocidad por el centro de la línea de salida, New Zealand más a la izquierda y Alinghi más a la derecha. Tras un largo bordo hacia la izquierda, el barco ''kiwi'' echó hacia la derecha a su rival, por una mayor velocidad y porque le llegaba el viento con turbulencias. En la primera ceñida se dieron tres cruces en los que siempre fue por delante el barco neozelandés, pero Alinghi supo sacar tajada de subir por estribor -que le da preferencia de paso- y en el último tramo antes de llegar a la boya logró echarse encima de su rival. El barco de Ed Baird consiguió que los neozelandeses se pasaran del ''lay line'' de la izquierda e incluso que llegaran a aproarse para no cometer una infracción, ya que los dos barcos se encontraban en zona de compromiso. Alinghi sacó petróleo de su estribor y pasó la baliza de barlovento con siete segundos a su favor.

La empopada tuvo claramente color neozelandés y eso que pasaron por detrás en la boya. Los de Barker, poco a poco, a base de rachas y planeos consiguieron desventar a los suizos, que además tuvieron un problema con la punta del tangón. En la llegada a la puerta de sotavento New Zealand optó por la puerta de la izquierda y el rival el de la derecha. Los suizos perdieron 14 segundos antes de empezar la segunda ceñida. Alinghi, por detrás y otra vez por estribor, optó por repetir la primera ceñida y meterse en una mini guerra de viradas que le benefició en la primera ceñida. El resultado fue el mismo que en el primer tramo porque los suizos llegaron al tramo decisivo con estribor, lo que significa preferencia de paso. Ahí fue donde New Zealand arriesgó y cometió la penalización que les costó la regata y la ''Jarra de las Cien Guineas''. Suizos y neozelandeses le pusieron el broche de ora la mejor Copa del América de los últimos tiempos.