Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crónica:Fútbol | Décima jornada de Liga

El Recre deja en entredicho al Celta

El Recreativo de Huelva suma su tercera victoria como visitante en su visita a Vigo

El delantero nigeriano del Recreativo de Huelva, Ikechuwku Uche, chuta el balón ante el portero del Celta de Vigo José Manuel Pinto.
El delantero nigeriano del Recreativo de Huelva, Ikechuwku Uche, chuta el balón ante el portero del Celta de Vigo José Manuel Pinto. EFE

El Recreativo de Huelva sumó su tercera victoria como visitante tras imponerse por 1-2 en su visita al campo del Celta de Vigo que, una vez más, adoleció de pegada cuando tuvo oportunidad, y volvió a evidencia su endeblez para defender las jugadas a balón parado.

Una derrota fraguada en los primeros minutos de la segunda mitad tras un primer período con muy poquito fútbol y apenas disparos entre los tres palos por parte de uno y otros, aunque fueron los locales los que más hicieron por romper el 0-0.

De hecho, salió el Celta dispuesto a llevar el control del partido presionando desde muy arriba la salida de un Recreativo que apostó por jugar con dos puntas en ataque, pero que se mostró bastante impotente en esta primera parte salvo en algún contragolpe aislado que tampoco se tradujo en ninguna oportunidad clara.

Sí las tuvo el conjunto gallego, mucho más presente en la meta rival, aunque sin mucho acierto. La mejor en toda la primera parte llegó en un saque de esquina botado por Canobbio que remató de cabeza Baiano y que López Vallejo sacó de la misma línea de gol. Con todo la peor noticia de los locales en la primera mitad fue el abandono de Núñez, quien tuvo que dejar el campo tras recibir un golpe en la pierna izquierda en el minuto quince obligando a Vázquez a realizar el primero de los cambios.

El partido cambiaría nada más comenzar la segunda parte. Una vez más y en un jugada a balón parado el Celta volvía recibir el castigo del gol en un saque de falta que Pongolle remató de cabeza a placer hacia el fondo de las redes defendidas por Pinto.

No habían pasado ni tres minutos de la reanudación y el Recreativo se adelantaba en el marcador de la manera que más le duele al Celta dejando en evidencia, una semana más, su falta de concentración en este tipo de jugadas, en las que da la sensación de que nadie sabe exactamente cual es su cometido.

No asumieron los locales el gol, entrando en una fase de absoluto descontrol, falta de ideas y desconcentración, que fue aprovechado por los albiazules para dejar prácticamente sentenciado el encuentro. Avisó primero Pongolle en un disparo fuerte disparo que atajó Pinto y poco después en una pérdida de balón de Iriney en campo contrario salió Uche como un cohete disparado hacia la meta defendida por Pinto al que acabó por batirle en un mano a mano.

Con el 0-2 y el Celta hundido, todo hacía pensar en lo imposible de una remontada local. Fernando Vázquez dio entrada a Perera buscando la heróica y no le faltaron oportunidades. Sin embargo fue Guyare el encargado de darle emoción al partido al conseguir reducir distancias en un balón largo que cayó a sus pies y el se encargó de mandar al fondo de la portería, en una jugada en la que el canario acabó lesionado.

Un nuevo giro repentino a un partido que ganaba al menos en emoción y que dejaba las puertas abiertas a cualquier resultado y eso que el Celta se quedó con un hombre menos a falta de cinco minutos para el pitido final. Aún así el Celta tuvo sus ocasiones llegando incluso a reclamar varios penaltis que Ayza Gámez no consideró. También las tuvo el Recreativo por medio de Uche pero el marcador no se movió más.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.