Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Mireille Enos, otro nombre para las heroínas de Shonda

La actriz protagoniza la serie 'The Catch', que Canal + Series emite en España

Mireille Enos, otro nombre para las heroínas de Shonda

A muchos años luz de la vapuleada detective que interpretaba en la versión estadounidense de The Killing, Mireille Enos (Kansas City, Missouri, 1975) se pone las pestañas postizas y unos tacones de vértigo en The Catch, el último producto de la factoría de Shonda Rhimes cuya primera temporada acaba de terminar en Estados Unidos y que en Canal + Series se puede ver en versión dual los jueves (22.20). La pelirroja actriz protagoniza esta serie de intriga que se desarrolla en los ambientes más privilegiados de Los Ángeles, en el papel de una investigadora privada siempre infalible en la caza de timadores de altos vuelos hasta que ella misma cae en la trampa tendida por su propia pareja.

Devolver ese revés se convierte en la misión personal del personaje de Alice Vaughan, y en el argumento vertebrador de una serie en la que Enos cambia radicalmente de registro para erigirse en la nueva heroína del catálogo de Shondaland (la productora de Rhimes), tras los pasos de Viola Davis en Cómo defender a un asesino o de Kerry Washington en Scandal. “Shonda ha construido una fórmula de éxito absoluto en la televisión, que tiene como principal ingrediente a mujeres poderosas, muy buenas en lo que hacen, que se desenvuelven en un entorno estiloso y se suben a los tacones para conseguir su propósito”, describe la actriz durante una entrevista con EL PAÍS en Londres.

La protagonista de The Catch codirige una agencia dedicada a blindar a sus opulentos clientes frente a un sinnúmero de estafadores, entre los que sobresale un tal Mr X que revela como el hombre con el que Alice planeaba casarse. En contra de lo que sugeriría la premisa de una mujer despechada, la trama se desentiende de los tintes dramáticos para presentarnos un juego casi festivo del gato y el ratón en el que los dos contendientes van intercambiándose los papeles. “La serie es una especie de travesura, que intenta evitar los tonos oscuros del thriller. Aunque contiene intrigas, sufrimiento y sobre todo una historia de amor y desamor, queríamos un producto ligero, luminoso y sexy”, resume su intérprete principal.

Mireille Enos, otro nombre para las heroínas de Shonda

A la radiante profesional encarnada por Enos no se le despeina un pelo mientras resuelve los casos puntuales que se le presentan a su firma en cada capítulo, a la par que mantiene su pulso con Mr X. El vestuario de marca y la cuidadísima imagen que arropa a todo el elenco “nos ayuda a crear el estilo de la serie y a perfilar un mundo de glamour”, explica la actriz, quien dice sentirse “como una reina” entre ese despliegue suntuoso que tanto contrasta con el sombrío universo de su anterior trabajo televisivo en The Killing.

Aquella réplica estadounidense del famoso original danés (Forbrydelsen), donde Enos aparecía a cara lavada en el rol de la policía Sarah Linden, le abrió las puertas a superproducciones del cine como Guerra Mundial Z —junto a Brad Pitt— y a la posibilidad de elegir sus personajes para evitar el encasillamiento. Después de The Killing se permitió rechazar otras propuestas en la línea de la torturada detective, porque “mi ambición siempre ha sido sorprender y sorprenderme a mí misma”, subraya una actriz que por primera vez llamó la atención de los productores con su doble personaje de las gemelas integrantes de una familia fundamentalista mormona en la serie Big Love. Entonces ya había sobrepasado la barrera de los 30 años y acarreaba a sus espaldas una carrera forjada principalmente en el teatro, que le procuró una nominación al Tony de Broadway por su papel en Quién teme a Virgina Woolf.

Sobre los caprichos de la industria, Enos constata diplomáticamente que “he sido más visible en los últimos cinco años”, mientras rememora —ahora jocosa pero no tanto entonces— su primera incursión televisiva: la serie Sexo en Nueva York, donde su personaje acabó reducido a una sola frase.

Ayuda para resolver los casos

Los encuentros y desencuentros de Alice Vaughan con el único personaje que pone sus habilidades en jaque —ese exnovio interpretado por Peter Krause, de A dos metros bajo tierra— conforman el eje de una serie que se centra en los delitos de las altas finanzas. Los casos que confrontan la investigadora y su socia Valerie (la actriz Rose Rollins) acaban derivando, sin embargo, en toda suerte de desmanes criminales, incluido el asesinato, destilados en las sucesivas entregas de The Catch. A los intérpretes fijos como Elvy Yost y Jay Hayden, en el papel de colaboradores de Alice, se suma la habitual presencia británica en las producciones americanas de la mano de Sonya Walger y John Simm, encarnación de dos estrafalarios delincuentes. Enos ha tenido además la oportunidad de trabajar por primera vez con su marido en la vida real, el actor Alan Ruck. Aunque en la ficción sea la pareja de su socia, rodar juntos “fue como tener una cita”, bromea la actriz

Más información