Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Forrest Gump inglés existe

Discovery Channel acompaña a Sean Conway en su reto de atravesar corriendo Reino Unido

Cuando la rutina se le antojó insoportable, Sean Conway, un fotógrafo profesional de 33 años que vivía en Londres, decidió jugarse el puesto y la salud y echó a correr al más puro estilo de Forrest Gump. Hasta se puso la gorra roja de Bubba Gump que llevaba el protagonista de la película dirigida por Robert Zemeckis en 1994.

En realidad, la hazaña de Conway ha sido un triatlón que empezó al completar en bicicleta la longitud de Gran Bretaña en 2008 y recorrerla después a nado en 2013. En sus recorridos ha estado acompañado por poco más que una tienda de campaña. La hazaña de demostrarse a sí mismo que podía con cualquier reto que se propusiera le ha hecho recorrer más de 3.000 kilómetros, tener una lesión de rodilla y acabar con una barba larga que le sirvió para prevenir las picaduras de las medusas en la travesía a nado.

La última parte de este peculiar triatlón es la que mostrará Discovery Channel en el programa Running Britain, un especial de dos episodios que se emiten en la madrugada del martes 24 al miércoles 25 de noviembre y del martes 1 al miércoles 2 de diciembre (0.50).

El Forrest Gump inglés existe

Durante seis semanas, las cámaras del canal acompañaron a Conway en su recorrido corriendo desde John O’Groats, al norte de Escocia, hasta Land’s End, al sur de Inglaterra. Ahora, el británico con procedencia de Zimbabue rememora la carrera mientras habla por teléfono con EL PAÍS desde las montañas escocesas, donde se encuentra haciendo alpinismo. “Fue lo más duro que hice nunca y me hizo inmensamente feliz”, reconoce sobre esta prueba de resistencia.

La pantalla reflejará los miedos a los que tuvo que hacer frente. Lo peor que podía pasarle era lesionarse, como le ocurrió en 2014 al romperse la rodilla. “Me ocurrió mientras grababa un videoselfie y tuve que dejar el reto”, recuerda ahora riéndose. Con todo, desde el año 2013 ha logrado recorrer 2.253 kilómetros en bicicleta, 1.448 a nado y 1.609 corriendo sin olvidarse nunca del móvil, al que recurría con frecuencia para contar la aventura en primera persona. “Subía las fotos a Instagram y la gente me apoyaba y me daba consejos sobre dónde parar o por qué lugar continuar”, explica.

El camino de Conway, de paisajes suntuosos y orografía y climatología complicadas, se emitirá a lo largo de dos capítulos en los que el espectador asistirá a las vicisitudes del aventurero y a la incertidumbre de si consigue terminar o no la carrera. Porque la suya no es una ruta planificada, sino que se confecciona a partir de los consejos que cosecha en cada pueblo.

El Forrest Gump inglés existe

“Lo hice para demostrar a los demás que todo es posible y que nadie tiene que decir nada sobre tu vida”, explica Conway, que decidió donar el dinero ganado por los derechos de imagen a la ONG africana War Child. Desde entonces, y entre aventura y aventura, Conway alterna su tiempo con charlas motivacionales para hablar de su experiencia.

“La vida no es como una caja de bombones”, dice contradiciendo una de las célebres frases de Forrest Gump. “Todo es cuestión de esfuerzo y sacrificio”, comenta antes de que se corte la llamada por segunda vez. Este deportista no deja la afición por el trabajo, así que se despide amable, que le esperan para continuar la escalada.

La distancia equivalente a 38 maratones

El objetivo de Sean Conway en Running Britain es completar corriendo casi 1.600 kilómetros en seis semanas, una distancia equivalente a 38 maratones.

Antes, Conway había completado la misma distancia a nado. Para ese recorrido, que empezó el 30 de junio de 2013 y concluyó el 11 de noviembre, empleó un total de 135 días, 90 de los cuales los pasó en el agua. El resto fueron esperas provocadas por mareas o climatología adversas y jornadas de descanso físico. Otros de sus retos fueron recorrer el Támesis en kayak en una semana o completar el tramo entre Londres y París en bicicleta en 24 horas.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >