Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Todas las realidades de Xoel López

El artista consigue en 'Paramales', segundo trabajo de su nuevo tiempo, fusionar todas sus aristas

Xoel López
Xoel López

Xoel López, tras años afiliado al pop luminoso bajo la marca Deluxe, decidió en 2009 romper con todo: hizo las maletas y desapareció en Buenos Aires para, desde allí, recorrer el continente americano. Regresó con Atlántico (2012), refulgente primer álbum editado a su nombre y fractura con el pasado creativo. Un empezar de nuevo cargado con las experiencias y canciones acumuladas en ese periplo: era él (el imaginativo melodista, el compositor certero, el vocalista de escuela pop clásica), pero había mudado la piel, y abría la paleta sonora a Hispanoamérica, incluso asumía sin complejos la canción de autor.

Ahora, en Paramales, segundo trabajo de su nuevo tiempo, ha logrado lo más difícil, aquello a lo que cualquier artista aspira: que todas sus realidades se fusionen hasta conformar una única identidad plenamente reconocible, implosionando los géneros que ha frecuentado hasta convertir lo suyo en uno propio. Sí, se rastrean influencias y referencias, pero composición e interpretación son radicalmente originales y personales, oscilando con magisterio entre el pop inquebrantable y el folk (de tradición latinoamericana), entre lo acústico y lo eléctrico, sumando incluso leves apuntes de electrónica, derramando buen gusto en arreglos y producción. Conjuga lo íntimo y lo sobrio con lo centelleante (por momentos de contenida épica) apoyándose en letras sutiles y cuidadas mientras enhebra melodías y armonías poderosamente magnéticas (a la segunda escucha ya son como viejas amigas). Con hechuras de gran pop intemporal, pero libre y contemporáneo, López ha grabado otro disco de los que marcan la diferencia.

Paramales. Xoel López. Esmerarte.

Más información