Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Madrid, con la justicia y las víctimas del franquismo

El autor sostiene que la capital mantiene una deuda con aquellos que sufrieron la represión del régimen del general Franco

Reparar a quienes injustamente han sufrido daños o visto violados sus derechos no es solo un deber moral, derivado de nuestra condición de personas capaces de empatizar y ser solidarias con el dolor ajeno, sino también jurídico. El Derecho internacional impone la obligación a los Estados de satisfacer los derechos a la verdad, justicia y reparación de las víctimas de graves violaciones de derechos humanos. En nuestro caso, esta obligación no se cumple con relación a las víctimas del franquismo. A diferencia de lo sucedido en otros países que también sufrieron violencia institucional por razones políticas o ideológicas, en España nunca se puso en marcha una política integral de memoria y reparación a las víctimas de la dictadura. Somos una excepción en el panorama internacional y, por supuesto, en el europeo.

Instituciones como el Parlamento Europeo y el Consejo de Europa, así como diversos organismos del sistema de Naciones Unidas, han denunciado la pasividad del Estado español a la hora de adoptar medidas para acabar con la impunidad de los crímenes del franquismo. Unos crímenes que, por su carácter y magnitud, reciben unánimemente la consideración de crímenes contra la humanidad. Pero el tiempo pasa y las víctimas del franquismo permanecen en el olvido institucional, mientras un torturador como Billy el Niño se pasea impunemente por las calles de Madrid. Reclaman la ayuda de las autoridades y, hasta la fecha, las medidas adoptadas han sido insuficientes. Podemos y debemos hacer más para aliviar su dolor y evitar que su nombre se borre de la historia.

Por ello, asumiendo la iniciativa de la red Ceaqua, en el equipo de gobierno del Ayuntamiento de Madrid consideramos imprescindible cumplir con esta obligación moral y jurídica. Desde el inicio de nuestro mandato venimos impulsando medidas de memoria y reparación a las víctimas de la represión franquista que tanto dolor causó en nuestra ciudad. Ahora, es el momento de aprender de la experiencia de otras ciudades como Barcelona, Cádiz, Pamplona, Tarragona, Vitoria, Zaragoza o Rivas-Vaciamadrid, e incorporarnos a la Red de Municipios por el Acceso a la Justicia de las Víctimas del Franquismo. En este marco acompañaremos a las víctimas en su búsqueda de reparación e impulsaremos, dentro de nuestras competencias, que estas obtengan la justicia debida en los tribunales. Solo así podremos comenzar a hacer realidad las palabras que el poeta Juan Gelman pronunció en su discurso de recepción del Premio Cervantes 2007, al invocar el esfuerzo de memoria: “Las heridas aún no están cerradas. Laten en el subsuelo de la sociedad como un cáncer sin sosiego. Su único tratamiento es la verdad. Y luego, la justicia. Solo así es posible el olvido verdadero”.

Mauricio Valiente Ots es tercer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Madrid

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram