Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un turista belga mata supuestamente a su mujer en Calpe y después se suicida

No hay constancia de antecedentes por violencia machista en la pareja

Miembros del retén fúnebre retiran el cuerpo de la mujer hallada muerta este viernes en Calpe.
Miembros del retén fúnebre retiran el cuerpo de la mujer hallada muerta este viernes en Calpe. EFE

La localidad alicantina de Calpe se ha despertado esta mañana conmocionada por un posible crimen de violencia machista, principal hipótesis que baraja la Guardia Civil para explicar el suicidio de un ciudadano belga y el hallazgo del cadáver de su mujer, que presentaba múltiples contusiones.

A las 8.45, un vecino ha alertado por teléfono de que un individuo se encontraba sobre una cornisa situada a nueve pisos de altura y amenazaba con lanzarse al vacío. Agentes de la Policía Local y de la Guardia Civil se han dirigido al lugar del aviso, el edificio Apolo XIV, ubicado en la avenida Europa, y se han topado con el hombre, ya fallecido, en la vía pública.

Aún tenía las llaves de la vivienda en los bolsillos, por lo que los agentes han accedido de inmediato al domicilio desde el que se había precipitado. Allí, en una de las habitaciones, han hallado a la esposa, también de 75 años y de nacionalidad belga. El cadáver presentaba múltiples contusiones.

La policía judicial de la Guardia Civil se ha hecho cargo de la investigación. Los primeros indicios recabados por los agentes apuntan a que el hombre se quitó la vida tras matar a su pareja, según fuentes del Instituto Armado.

El Ayuntamiento de Calpe está tratando de contactar en Bélgica con los familiares del matrimonio fallecido, según han indicado fuentes municipales. La concejal de Igualdad, Ana Perles, ha expresado horas después a los medios de comunicación en nombre de la corporación su "más enérgica repulsa ante cualquier acto de violencia", mayor si cabe en el caso de que se confirme que esta es de carácter machista, "una lacra que debe exterminarse de la sociedad".

El Ayuntamiento calpino está a la espera de que la Guardia Civil le confirme ese extremo. Por el momento, la concejal ha puesto a trabajar a técnicos de su departamento para localizar a los familiares de los fallecidos y ponerse a su disposición en todo aquello que necesiten.

Según las fuentes municipales consultadas, no hay constancia de episodios de malos tratos ni antecedentes penales de ningún tipo en la pareja, que llevaba unos días en el municipio y al parecer había alquilado un apartamento en el edificio Apolo XIV.

No era la primera vez que el matrimonio visitaba Calpe, pues queda constancia de que el hombre denunció hace unos años ante la Guardia Civil que había sido víctima del robo de una cartera.

Más información