Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
arte y pensamiento

Collage apocalíptico

Vvimos en época de yuxtaposición y mezcla de materiales creados por otros. Así se generan nuevos relatos, realidades diferentes. Sin embargo, el collage, sigue viéndose como un género menor

Uno de los collages de la serie Sci-Fi Blinks III, de Gonzalez Bree.
Uno de los collages de la serie Sci-Fi Blinks III, de Gonzalez Bree.

Dice David Shields en el ensayo Hambre de realidad (Círculo de tiza) que el collage es la mayor innovación del s. XX. Bien entrado el XXI no podemos estar más de acuerdo: vivimos en época de yuxtaposición y mezcla de materiales creados por otros. Así se generan nuevos relatos, realidades diferentes. Sin embargo, el collage, sigue viéndose como un género menor.

 Pero hay artistas de collage, y muchos: hasta existe una Sociedad Madrileña de Collage, cuyo lema es “tijeras, pegamento y fraternidad”. Otro artista muy activo es Francisco Gonzalez Bree, que tiene una exposición a punto de cerrarse en el Microteatro por Dinero (Loreto y Chicote, 9), Theatre Blinks, inspirada en algunos de los éxitos microteatrales de la temporada, y otra que se inauguró la semana pasada en el espacio para las artes Ra del Rey (Reina, 11). Un artista, por cierto, curioso, pues mezcla la creatividad en su faceta artística con la seriedad de su trabajo como nada menos que director académico de máster en la Deusto Business School. De hecho, comenzó ilustrando sus artículos sobre economía y negocios con estas obras, hasta que tomaron entidad propia. Su propia vida, pues, también es un collage.

En la primera exposición citada, el artista realizó collages basados en algunas de las obras que se han representado en el Microteatro. En la que se inauguró recientemente, Sci-Fi Blinks III, Gonzalez Bree usa de nuevo su pericia en las técnicas del collage fotográfico digital (este no usa tijeras y pegamento) para crear mundos, entre pop, oníricos y apocalípticos, poblados por personajes de la ciencia ficción, como los stormtroopers de La guerra de las galaxias que se descontextualizan delante de molinos de viento manchegos, o superhéroes como Iron Man, paseándose por la Gran Vía a la altura del edificio Capitol. Según el artista, en su obra recoge cuatro tipos de futuros: probables, preferibles, plausibles y pausibles.

 

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram