Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Propuestas alejadas de los típicos bolos estivales para Girona

Juan de la Rubia y Rinaldo Alessandrini abren el festival Nits de Clàssica

La imponente Suitede Maurice Duruflé sonará con todo su esplendor en el recital del prestigioso organista español Juan de la Rubia que el 26 de junio abrirá en la catedral de Girona (21.00), con entrada gratuita, una nueva edición del festival Nits de Clàssica. Su oferta musical, diseñada por Víctor García de Gomar, adjunto a la dirección artística del Palau de la Música, busca la complicidad de los melómanos con propuestas sofisticadas y alejadas de los típicos bolos del circuito estival.

En la inauguración oficial, el domingo en el Auditori de la Mercè (21.00), el clavecinista y director italiano Rinaldo Alessandrini mostrará, al frente del Concerto Italiano, la belleza espiritual de los madrigales de Monteverdi y otros autores en un programa que incluye como grata sorpresa el rescate de Il pastor Fido, de Giovanni Battista Guarini, obra capital del teatro musical italiano del siglo XVII. El primer fin de semana del festival ofrece, además, varios conciertos gratuitos a cargo de jóvenes intérpretes.

La armonía entre el entorno arquitectónico y la excelencia musical inspira una programación que hasta el próximo 15 de julio ofrecerá diez conciertos, la mayoría en espacios de gran belleza patrimonial de Girona como la catedral y el claustro del monasterio de Sant Daniel. Y la fórmula funciona: antes de levantar el telón ya se han vendido más de un 65% de las entradas y se ha agotado el papel para el recital de la soprano Emma Kirkby y el laudista Jacob Lindberg (6 de julio).

El lied tiene especial protagonismo en veladas a cargo de voces e instrumentistas de prestigio como la mezzosoprano sueca Anne Sofie von Otter y el fortepianista sudafricano Kristian Bezuidenhout (30 de junio), que ofrecerán un programa centrado en Haydn, Beethoven y Schubert que incluye pequeñas joyas del clasicismo vienés. Tres cotizados intérpretes ingleses —el tenor Ian Bostridge, el violonchelista Steven Isserlis y el pianista Julius Drake— compartirán escenario en una singular velada (5 de julio) que combina arias de cantatas de Bach, una suite para violonchelo de Benjamin Britten y varias canciones de Bach arregladas por Britten. De hecho, toda la programación es un antídoto contra la rutina. Sirva como ejemplo el concierto a cargo de un dúo pianístico de excepción formado por la alemana Alice Sara Ott y el luxemburgués establecido en Barcelona Francesco Tristano (7 de julio), que han preparado un curioso programa con arreglos de partituras ligadas a los Ballets Rusos de Serguei Diaghilev como eje vertebrador; la selección incluye el Bolero, de Ravel, y La consagración de la primavera, de Stravinski. Otro ejemplo de programa lleno de sutilezas es el que ofrecerán la viola alemana Tabea Zimmermann y el pianista español Javier Perianes (11 de julio), con obras emblemáticas como la Sonata Arpeggione, de Schubert, las Siete canciones populares españolas de Falla, y grandes piezas de Schumann, Brahms y Kurtag.

Un viaje al corazón de la música vocal del siglo XVI, a cargo de grupo Ensemble Plus Ultra (9 de julio) y una doble cita en homenaje a Pierre Boulez, con las actuaciones del pianista catalán Miquel Villalba y el Quartet Tana (12 de julio), completan una programación que tendrá como colofón un concierto gratuito en el Auditori de Girona (15 de julio) con la Jove Orquestra Nacional de Catalunya (JONC) dirigida por Manel Valdivieso. El refrescante programa, lleno de swing sinfónico, incluye el estreno de Diàlegs, del pianista y compositor catalán Lluís Vidal.