Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El CEU asegura que el ideario religioso no admite “interpretaciones extremas”

La Fundación en Madrid responde a la polémica por las opiniones de una profesora en Valencia

Dice que el magisterio de la Iglesia no permite el menosprecio de la dignidad humana

Instalaciones del CEU en Montcada.
Instalaciones del CEU en Montcada.

La Fundación Universitaria San Pablo CEU ha manifestado que, pese a que sus centros de educación incluyen en su ideario el magisterio de la Iglesia, estas enseñanzas "no admiten interpretaciones extremas que deriven en menosprecio de la dignidad y la libertad de la persona humana".

Alumnos de la Universidad CEU Cardenal Herrera de Valencia denunciaron que la profesora de Doctrina Social de la Iglesia Gloria Casanova aseguró en una clase en el grado de Periodismo del martes que "las mujeres maltratadas no deben separarse porque eso es amor" y que "el aborto en el caso de violación no es tolerable porque dentro de lo terrible de la violación sacas algo bueno, que es un hijo, un don de Dios".

Según los estudiantes, la profesora impartía clase de Doctrina Social de la Iglesia cuando afirmó: "Aunque tu marido te sea infiel, la verdadera prueba de amor es seguir amándole con lágrimas en los ojos, como Jesús lloraba en la cruz"; o "las mujeres maltratadas no deben separarse porque eso es amor", y que la homosexualidad "se puede reconducir".

La fundación, obra de la Asociación Católica de Propagandistas, ha publicado este jueves un comunicado en el que explica que, como universidad de inspiración católica, tanto la CEU Cardenal Herrera como el resto de centros universitarios del CEU incluyen en su ideario el Magisterio de la Iglesia, lo que supone la "plena adhesión a las enseñanzas del evangelio en materia de matrimonio y acogida a la vida". Este comunicado va un paso más allá que la declaración emitida este miércoles por el centro valenciano del CEU, al referirse expresamente a las "interpretaciones extremas". 

Libertad de cátedra

Además, señala que la libertad de cátedra, derecho reconocido expresamente en la Constitución, así como "la libertad de nuestros estudiantes a una respetuosa discrepancia del ideario católico", son "objeto de protección y garantía" en todas las universidades CEU, y para ello se ofrecen numerosos canales de diálogo y participación.

Finalmente, insiste en que el CEU "siempre ha velado y continuará velando" por una enseñanza de la Doctrina Social de la Iglesia acorde con el magisterio pontificio, desde el respeto al ideario de la institución y a la libertad de cátedra, así como por el fomento entre los alumnos del espíritu crítico, la reflexión y el debate, a fin de contribuir a la búsqueda de la verdad y a la excelencia en su formación universitaria.

Más información