Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSdeG acusa a Feijóo de mentir sobre las preferentes

Pablo García, acusó a Feijóo de confesarse “cómplice” del “fraude masivo"

“Sabía que el core capital [capital básico de las cajas] estaba trufado de preferentes… Ahora los ciudadanos lo saben y yo puedo decirlo sin incumplir el secreto bancario”. Esta afirmación, realizada por el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, en la entrevista con EL PAÍS publicada el pasado domingo, ha provocado indignación en el PSdeG, cuyos dirigentes acusan al candidato del PP a la reelección de “mentir a los ciudadanos”.

En ausencia del secretario general, Pachi Vázquez, que prosigue su viaje por Argentina y Uruguay, el número dos del PSdeG, Pablo García, acusó a Feijóo de confesarse “cómplice” del “fraude masivo de las preferentes”, tras reconocer por primera vez y públicamente, toda vez que “reconoció que sabía” lo que estaba ocurriendo y “no hizo nada”.

García, que compareció ante los periodistas tras la reunión del comité electoral del PSdeG, abundó en sus acusaciones contra Feijóo. “Es cómplice del sufrimiento de miles de gallegos que perdieron los ahorros de toda su vida en un fraude masivo”, censuró el secretario de Organización socialista, quien consideró las manifestaciones del presidente y candidato del PP “la prueba de que Feijóo estuvo mintiendo y engañando” a los gallegos. “Miente hasta cuando dice que no miente”, añadió Pablo García, ya que en la misma entrevista, Alberto Núñez Feijóo sostenía que su “principal activo” es “no haber mentido” a los gallegos.

 

Deuda con Lugo

A la entrevista también se refirió ayer el alcalde de Lugo, Xosé López Orozco, que discutió la “solvencia” que se atribuye Feijóo, informa Pepe Seijo. El también presidente del PSdeG retó al titular de la Xunta a pagar la cantidad que adeuda al Ayuntamiento lucense, que cifró en 1,9 millones de euros. Orozco explicó que la deuda se deriva del impago del Impuesto de Bienes Inmuebles del huevo hospital y del Instituto Galego da Vivenda e Solo.

“Solvente, claro, sobre todo si él mismo reconoce en esa misma entrevista que el año pasado en el mes de septiembre cerró el grifo y que este año se dedicó a pagar lo que dejó a deber de los meses de octubre, noviembre y diciembre”, subrayó. “Así es solvente cualquiera”, protestó, Orozco, que advirtió que, si este año se repite el cierre anticipado del ejercicio económico, en 2013 “habrá que pagar las facturas de 2012”.