Gómez: “Hemos perdido credibilidad porque nos hemos equivocado”

El líder del PSM lamenta no haber defendido un modelo alternativo al capitalismo

Tomás Gómez saluda a las mujeres que acudieron a la sede del PSM.
Tomás Gómez saluda a las mujeres que acudieron a la sede del PSM.CRISTÓBAL MANUEL

Pilar Sánchez Acera no existe para Tomás Gómez. El secretario general del PSM no mencionó una sola vez su rival y candidata a sucederle en el congreso de la semana que viene al frente de los socialistas madrileños. Socialdemócrata convencido, el exalcalde de Parla se refirió en sus 50 minutos de alocución ante un numeroso grupo de mujeres del partido a François Hollande, líder del socialismo francés, y a Pablo Iglesias, el fundador del PSOE en 1879. Incluso tuvo palabras para la canciller alemana, Angela Merkel, paladín de la “derecha fría y rancia europea”. También para Ronald Reagan, expresidente de los Estados Unidos. Y para Margaret Thatcher, la Dama de Hierro de Downing Street. De Sánchez Acera, ni mu.

Aunque bromeó con el examen que le espera —“Siempre estamos en procesos muy importantes, ¿verdad? Vamos a pasar al Libro Guinness por tener tantos y tan seguidos, pero os digo que este es el definitivo”—, Gómez apenas se centró en el congreso que arranca dentro de una semana. Fiel al guion de los últimos días, habló de las reformas (fiscal, financiera y religiosa) que en su opinión España necesita para salir de la crisis.

A vueltas con las listas 'cremallera'

Gómez insistió en la idea de que el PSOE es "el partido más democrático" y que "la diversidad de opiniones tiene sitio" en su proyecto con una única condición: "la lealtad al Partido Socialista". Su rival, Pilar Sánchez Acera, con fama entre las demás formaciones de reconocer los aciertos contrarios durante su etapa como diputada en la Asamblea, valoró la apuesta del secretario general por las listas cremallera. "Hace mucho tiempo que en el PSOE se optó por la democracia paritaria y en muchos municipios hay listas cremallera", estimó. Dicho esto llegó la crítica: "Y me gusta que el compañero Tomás Gómez haya optado por este modelo y se acuerde de las compañeras después de que no lo cumpliera en las listas salidas del congresillo regional. Esa lista vulneraba la ley de igualdad y el principio de paridad", remachó.

“He comprobado que el deseo de cambio es el mayoritario entre la militancia y por eso pido a los delegados que trasladen ese deseo en el congreso”, concluyó Sánchez Acera en la agrupación de Latina, una de las principales de Madrid y territorio amigo (la lista alternativa a Gómez sacó más delegados). Cuatro días después de su bautismo de fuego en una sede de UGT, la aspirante se reunió con un centenar de socialistas del distrito y también de Usera y Carabanchel.

Continuando con su carrera de captación de delegados, la candidata a la secretaría general de los socialistas madrileños se acercará esta tarde (19.00) a la agrupación de Ciudad Lineal. Gómez se reunirá por la mañana con colectivos que trabajan con pacientes y familiares con VIH.

En un salón de actos igual de abarrotado que con Sánchez Acera la víspera, Gómez expuso su ideario ante un público entregado, compuesto en su mayoría por delegadas y militantes feministas —el acto se organizó en buena parte para contrarrestar el efecto woman de su rival— en disciplinado y reverente silencio. En el auditorio, las diputadas regionales Maru Menéndez, Matilde Fernández, Carmen Toledano y Carla Antonelli; la escritora Elena Arnedo o la presidenta del PSM, Delia Blanco. “Apoyamos a Tomás porque es un feminista convencido, le preocupan los derechos de las mujeres. Pilar no lo es”, afirmó la dirigente socialista. “Tomás, hoy nos tienes aquí a todas contigo, eres nuestro gran líder y querido compañero”, avanzó Toledano. “Nadie como Tomás sabe cómo hacer oposición”, añadió.

Camisa blanca, corbata rosada y traje oscuro, Gómez reconoció la pérdida de pujanza de los socialistas en la Comunidad. “Tenemos que estar a la altura. Hemos perdido credibilidad porque nos hemos equivocado. Teníamos que haber defendido otro modelo ante el capitalismo salvaje, un modelo perverso que está instalado en el mundo. Empezamos a perder en el momento que aceptamos las reformas que Europa nos impuso en el Gobierno de Zapatero”, expresó. Para ganar fuerza en la calle y captar militantes (hay 18.000), el secretario general del PSM exhortó a las oyentes a “llegar a todos los sitios”.

Las asistentes se llevaron un alegrón cuando Gómez adelantó que se creará el Consejo de la Mujer alternativo, que se reunirá en espacios concedidos por los sindicatos UGT y CC OO. También celebraron su mención a las listas cremallera, con las que se pretende lograr un reparto equilibrado entre hombres y mujeres. “Para ti no son novedad”, valoró Toledano. Quizás un poco. De los 44 delegados que el secretario general presentó en la lista que apoyó a Carme Chacón en el congreso federal de Sevilla, 13 eran mujeres (29%).

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Sobre la firma

José Marcos

Redactor de Nacional desde 2015, especializado en PSOE y Gobierno. Previamente informó del Gobierno regional y casos de corrupción en Madrid, tras ocho años en Deportes. Es licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense y Máster de Periodismo de EL PAÍS. Trabajó en Starmedia, Onda Imefe y el semanario La Clave.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS