Tribuna:

El ferrocarril de los milagros

JOSÉ LUIS PÉREZ CEBRIÁNEl reciente reajuste del equipo de la alta dirección de Renfe sirve al autor de este artículo para reflexionar sobre el engañoso juego del poder político en relación con el servicio ferroviario en nuestro país. Hay que cambiar, dice, una larga actitud oficial de indiferencia u hostilidad hacia el ferrocarril, actitud que es causa principal de la endémica crisis de éste y que condena a los máximos responsables de la gestión de la red a ejercer el curanderismo y, finalmente, al fracaso.