Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Mark Zuckerberg se graduará 12 años después de abandonar la universidad

El fundador de Facebook dará el discurso de graduación de Harvard el 25 de mayo, unas palabras que se consideran parte de su legado

Mark Zuckerberg y Bill Gates.  Mark Zuckerberg y, a la derecha, Bill Gates, en el vídeo con el que el fundador de Facebook anuncia su discurso en Harvard.

Dejó la universidad para centrarse en su empresa. Mark Zuckerberg decidió abandonar las clases de Programación en el otoño de 2005 para mudarse a Palo Alto e impulsar el crecimiento de Facebook. 12 años después, la prometedora red social que fundó en una residencia de la Universidad de Harvard vale más de 400.000 millones de dólares (unos 376.000 millones de euros). Ahora su universidad le ha tendido una mano para que vuelva y no solo recoja su título sin pasar por las aulas, sino que dé el discurso de graduación el próximo 25 de mayo.

A Harvard, lógicamente, le conviene que uno de sus alumnos más célebres lleve a gala el centro en el que se formó, aunque en su caso, tiene mucho de autodidacta. Zuckerberg comenzó a hacer sus primeras páginas web cuando estaba en Secundaria. Drew Faust, rector del centro más reconocido de la Costa Este, destaca su labor en la página de la institución educativa: “El liderazgo de Mark Zuckerberg ha alterado la forma en que nos relacionamos socialmente en todo el mundo. Pocos inventos de la era moderna pueden competir con Facebook, por impacto y por cómo ha hecho que el mundo se relacione entre sí. Pocas personas se pueden comparar en capacidad para promover cambios a través del uso innovador de la tecnología, así como su compromiso para impulsar la ciencia, la educación y su empuje a través de la filantropía”.

Para Zuckerberg, que recorre su país en una campaña constante de promoción y conocimiento de la sociedad, este discurso no es uno más. En Silicon Valley, tras la célebre intervención de Steve Jobs [fundador de Apple] en Stanford en 2005, se considera parte del legado de Zuckerberg al futuro, aunque solo tenga 32 años.

El fundador de Facebook lo ha anunciado con un vídeo junto a uno de sus cómplices, y espejo en muchos aspectos, Bill Gates. El fundador de Microsoft, además de inversor temprano en Facebook, ejerce como mentor y guía de los pasos de Zuckerberg. Como él, también dejó la universidad. Como él, recibió un título honorífico tiempo después. Y, del mismo modo, Zuckerberg decidió donar el 99% de su fortuna cuando nació Max, su primera hija. El mismo momento vital en que los Gates crearon su fundación.

Gates dio el discurso hace 10 años. Zuckerberg estuvo presente, en ese mismo acto se graduó su mujer, Priscilla Chan. El inventor de Windows le ha dedicado, a su manera, la mejor de las suertes: “Mark, estoy dispuesto a echarte una mano siempre. Suerte con el discurso. Espero que el título honorario te ayude a encontrar el trabajo de tus sueños”.

Los dropouts, como se denomina en Estados Unidos a los que abandonan la universidad antes de graduarse, son una especie común en Silicon Valley. Peter Thiel, uno de los personajes más polémicos del mundo tecnológico, en parte por su férreo apoyo al presidente Donald Trump, tiene un programa para proveer de fondos a aquellos emprendedores que decidan cambiar las aulas por su start up. El propio Jobs y su compañero Steve Wozniak, los fundadores de Apple, nunca terminaron sus estudios. En la misma situación está Larry Ellison, fundador de Oracle.