Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Vente ‘pa’ España, Obama

¿Por qué no te presentas, tú, Barack? Piénsalo. Somos buena gente. Tenemos sol y buena comida, y muchos campos de golf

Barack Obama, en un acto de campaña por Hillary Clinton en Cleveland.
Barack Obama, en un acto de campaña por Hillary Clinton en Cleveland. AP

¡Hola Barack! Perdona mi atrevimiento. Lo he dudado mucho, pero si Pamela Anderson escribe una carta abierta al mundo desde The Wall Street Journal, no veo por qué no puedo hacerlo yo desde aquí. Puntualizo por si las trumpmoscasque jamás he salido en ningún vídeo ni erótico ni con Tommy Lee. Así que me lanzo. Allá voy.

Ya sé que no puedes volver a presentarte en Estados Unidos. Te van a echar de menos, Barack. Es una pena que, con lo que tú vales, te quedes para dar conferencias como Tony Blair. Por eso, en esta carta-mensaje lanzada desde una botella barra periódico que espero te llegue, te propongo algo un poco loco. Pero mucho mejor.

¿Estamos de acuerdo en que vivimos en un mundo global? ¿En que después del Real Madrid las carreras se cierran en el Los Angeles Galaxy? ¿En que el talento hay que aprovecharlo? Aquí tenemos un buen lío, Barack. No es broma —perdona, iba a escribir coña, pero prefiero quedarme en un registro formal—. Las terceras elecciones podrían llegar a ser una realidad. Y si acabáramos en el peor de los escenarios, ¿por qué no te presentas, tú, Barack? Piénsalo. Somos buena gente. Tenemos sol y buena comida, y muchos campos de golf. Olvídate de la siesta, pero España es el lugar más saludable de Europa para vivir, lo he leído aquí. A Michelle le gusta. Y por lo de la nacionalidad ni te preocupes: te compras un piso como los chinos o los rusos, y te la dan.

Y encima, si ganaras, que, seguro, por fin tendríamos un presidente del gobierno que habla inglés.