Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Madonna: “Nunca podría hacer mis ‘shows’ colocada o bebida”

La cantante se defiende en Instagram de quienes la acusan de actuar en Melbourne borracha

Madonna, durante su actuación la semana pasada en Melbourne (Australia). | Vídeo: La caída de Madonna durante el concierto.

“Hoy voy a hacer una cosa que nunca he hecho, y es beber mientras canto... Por Jesucristo, traedme una copa”, pidió Madonna a sus ayudantes durante un concierto la semana pasada en Melbourne (Australia). Tears of a Clown (las lágrimas de un payaso) se llamaba el íntimo y gratuito concierto que ofreció la cantante a sus fans australianos. Un espectáculo en el que, vestida de payaso, cantó algunas de sus baladas más tristes mientras se derrumbaba una vez más sobre el escenario al recordar a su hijo Rocco, quien se ha marchado a vivir junto a su padre a Londres provocando una batalla legal entre la diva del pop y el director Guy Ritchie por su custodia. Un espectáculo que hizo saltar las alarmas y que provocó que más de un medio de comunicación convirtiera en noticia que Madonna había actuado bajo los efectos del alcohol.

Ahora la cantante se ha defendido a través de su cuenta en Instagram, en la que tiene 6,4 millones de seguidores. “Gracias por apoyarme. Demasiado feo que la gente no conozca el arte de actuar e interpretar un papel. Nunca podría hacer ninguno de mis shows colocada o bebida”, escribe. Y continúa: “Todo el sexismo y la misoginia que subyace prueba que no solo necesitamos igualdad de salario sino que seguimos siendo tratadas como herejes si nos salimos de la línea y pensamos fuera de lo establecido! El sexismo está vivo y golpeando pero yo #vivoparaelamor”. La actriz ha publicado este mensaje junto a la captura de una reflexión de uno de sus seguidores, que asegura que “cualquiera que conozca a Madonna sabe que [las acusaciones de que actuó borracha] son absolutamente ridículas”.

Ante los titulares surgidos a raíz de la actuación del payaso triste de Madonna, un representante de la cantante negó también las acusaciones en un comunicado: “No estaba borracha, y como prometió, tomo un cosmopolitan en el escenario. Nada más, nada menos”. Seguido de su mensaje, la cantante, de 57 años, también ha publicado una imagen en su Instagram de sus dos hijos pequeños, David Banda Mwale y Mercy James, con el mensaje: “Esta es mi droga. Amor y felicidad”.

Inmersa en su etapa final de su gira mundial Rebel Tour, Madonna se encuentra en plena batalla legal con su exmarido, de quien se separó en 2008, por la custodia de su hijo Rocco. Una juez de Nueva York determinó el pasado febrero que el joven, de 15 años, puede seguir viviendo con su padre en Londres, aunque le dio a la expareja un margen de unos meses para ponerse de acuerdo. De no alcanzar la paz, se verán las caras de nuevo en la Corte de Manhattan el próximo junio.

This is my drug. Love and Happiness! ❤️#rebelhearts till we die!!!

Una foto publicada por Madonna (@madonna) el