ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

lunes, 5 de septiembre de 2011

Apoyo de FAPE y Reporteros sin Fronteras al corresponsal de EL PAÍS en Cuba

Reporteros sin Fronteras (RSF) y la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE) expresaron ayer su apoyo al corresponsal de EL PAÍS y la cadena SER en La Habana, Mauricio Vicent, y rechazaron la decisión del Gobierno cubano de retirarle la credencial de prensa, imprescindible para ejercer su trabajo. Tanto RSF como FAPE han exigido que le sea devuelta. El Centro Internacional de Prensa (CPI), dependiente del Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba, sostiene que Vicent transmite "una imagen parcial y negativa" de la realidad cubana que ha llegado a influir, según los funcionarios, en la línea editorial del diario.

"¿Por qué se sanciona ahora al corresponsal de EL PAÍS en La Habana después de 20 años de trabajo?, ¿Se trata de dar ejemplo o de enviar una advertencia a la prensa internacional cuando nuevamente se endurece la represión contra la disidencia y las voces críticas de la sociedad civil?", se pregunta en un comunicado RSF en el que apoya también a la Redacción de EL PAÍS. Y añade: "Reprimir y censurar no les favorece ni a los dirigentes ni a su país. Mauricio Vicent debe reemprender su actividad profesional con la mayor brevedad [...] La línea editorial de EL PAÍS no la marca el Gobierno de La Habana". La FAPE, por su parte, ha defendido la profesionalidad de Vicent y exige que se le devuelva la credencial.

Libertad de expresión

El Centro Internacional de Prensa se ha acogido al artículo 46 de la Resolución 182, de 2006, que regula el ejercicio de la prensa extranjera, según el cual podrá ser retirado temporal o definitivamente el permiso de trabajo cuando el CPI considere que un periodista "ha faltado a la ética periodística y/o no se ajuste a la objetividad en sus despachos". Los funcionarios sostienen que "la imagen parcial y negativa" que ofrece Vicent se ha "agudizado" en los últimos tiempos, hasta el punto de influir en la línea editorial del periódico.

EL PAÍS defiende la profesionalidad e imparcialidad del trabajo de su corresponsal y rechaza enérgicamente las acusaciones contra él. El diario cree que la decisión de retirar la acreditación a Vicent es un atentado contra la libertad de expresión e información. Desde hace un año las autoridades se negaban a renovar la acreditación oficial de Vicent, por lo que no podía asistir a ninguna conferencia de prensa ni actividad institucional. Pese a ello, le permitían seguir publicando sus artículos. Ahora le han prohibido expresamente difundir más informaciones desde Cuba.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana