Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rouco, partidario de un referéndum para el matrimonio gay

Las bodas entre homosexuales "van contra todas las civilizaciones"

Tres años después de la aprobación de la ley de matrimonio homosexual en España la iglesia sigue haciendo campaña en contra. Ahora, aprovechando el rechazo por referéndum del matrimonio entre personas del mismo sexo en California (EE UU), el presidente de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Antonio María Rouco Varela, sostiene que "hubiera sido bueno" hacer lo mismo en España. En declaraciones a la cadena Cope, Rouco aseguró el jueves por la noche que una consulta similar "ayudaría a conocer mejor la realidad profunda de la conciencia de los aspectos más decisivos en la vida de los españoles".

"Esa forma de abordar la concepción del matrimonio", dijo Rouco en la radio de los obispos, "en la que la diferencia sexual no juega ningún papel va en contra de la civilización. No sólo de la católica, sino de todas las civilizaciones". Para el presidente de la CEE y cardenal arzobispado de Madrid, el matrimonio entre personas del mismo sexo "tiene que ver con una concepción del hombre que habría que rectificar".

Las declaraciones de Rouco fueron ayer contestadas por la Federación Estatal de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales (FELGTB). Esta asociación considera que el "espíritu democrático" del cardenal -al reclamar que hubiera sido necesario un referéndum previo- "debería tener cabida también en la Iglesia". La mayoría de la población apoya el matrimonio gay, según las encuestas del CIS. La FELGTB sostiene que este tipo de consultas deberían servir también para "votar medidas como qué relación debe existir entre Estado e Iglesia". La actual, dicen "es rechazada por la mayoría".

El presidente de la CEE aprovechó su intervención en la Cope para criticar la asignatura de Educación para la Ciudadanía, obligatoria desde este curso para todas las comunidades. "Esa asignatura en sus contenidos no es compatible con la Constitución española en el plano del derecho positivo", aseguró. "Tampoco con una buena concepción del derecho ético de los padres a elegir la educación moral y religiosa de sus hijos", añadió. Para Rouco Varela, que se reune este fin de semana con más de 2.000 jóvenes católicos en Madrid, "muchos padres creen en conciencia que sus hijos no deben ir a esta asignatura".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 8 de noviembre de 2008