ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

martes, 3 de junio de 2008

Edward Kennedy, operado de un tumor cerebral

El cirujano dice que la intervención del senador demócrata ha sido un éxito

El senador Edward Ted Kennedy, 76 años, fue sometido ayer a una arriesgada operación para tratar el tumor cerebral que padece. Según un comunicado de la oficina del Partido Demócrata de Massachusetts, el político quedaba en manos de uno de los más prestigiosos y reputados neurocirujanos del país, el doctor Allan Friedman. Tras seis horas de intervención, Friedman indicó que la intervención "había sido un éxito y se habían alcanzado los objetivos previstos".

Quiere recuperarse para ayudar a Obama a ganar las elecciones

Los expertos indicaron que el equipo médico del centro universitario de Duke (en Durham, Carolina del Norte) trataría de quitar la mayor parte posible del tumor, un glioma maligno, sin causar daños en esa zona del cerebro pues podrían afectar al habla y al movimiento. "Casi ningún glioma maligno se cura con cirugía, pero consideramos que cuanto más extraigamos del tumor ahora, mayores serán las posibilidades de que la quimioterapia y la radioterapia funcionen posteriormente", aseguró el doctor Ewend, de Duke.

Tras la operación, el patriarca de la más prominente dinastía política de EE UU permanecerá internado en ese centro durante algo más de una semana, para después ser trasladado al Hospital General de Massachusetts, donde comenzará a recibir quimioterapia y otros tratamientos.

La familia Kennedy hizo público un comunicado en el que aseguró que en los últimos días habían sopesado la opción de la cirugía, y consideraban que junto con el tratamiento posterior de quimio y radio, era lo mejor que podían hacer, dada la gravedad del tumor que padece el senador. "Estoy profundamente agradecido a la gente de Massachusetts y a mis amigos, colegas y muchos otros en todo el país y en el mundo por el apoyo y las muestras de afecto expresadas ante este difícil reto", dijo Kennedy antes de ser internado. Preguntado por cuál será su vida tras la operación y posterior recuperación, el hermano menor del asesinado presidente John F. Kennedy dijo que estaba "deseando regresar al Senado y hacer todo lo posible para ayudar a que Barack Obama sea elegido como próximo presidente de EE UU".

Kennedy, una de las voces más críticas contra George W. Bush, es senador desde hace más de 46 años y ha sido uno de los primeros dirigentes demócratas en respaldar al senador de Illinois, el favorito para conquistar la candidatura presidencial del partido.

El último superviviente de una saga legendaria de la política estadounidense fue ingresado el pasado 17 de mayo en el Hospital General de Massachusetts tras sufrir un infarto cerebral en su residencia de Cape Cod. Posteriormente, los médicos informaron que padecía un glioma maligno en su lóbulo parietal izquierdo. Ese tipo de gliomas es muy raro y letal. En Estados Unidos se diagnostican unos 9.000 casos por año. En general, la mitad de los pacientes mueren antes de un año.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana