Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Crítica:

Kárate Kid

Cine(15.30)Estados Unidos, 1984. (121 minutos). Guión: Robert Mark Karnen. Fotografía: James Crabe. Montaje: Bud Smith, Walt Mulconery, John G. Avildsen. Música: Bill Conti. Director: John Avildsen. Intérpretes: Ralplí Macchio, Noriyuki Morita, Elisabeth Shue, Martin Kove, Randee Heller, William Zabka. Acción.Fue el tal el éxito de esta comercila y simpática cinta, que Avildsen (Rocky) - en la fotografía- se vio obligado a montar toda una trilogía de aventuras juveniles en las artes marciales. Una chaval y su mafre inician una nueva vida en California. Allí, el chico es acosado por estudiantes forzudos. Pero un anciano japonés le dará clases (re cordemos aquello de "dar cera, pulir cera") y lo convertirá en todo un campeón. Tras algunas secuencias familiares iniciales y el posterior retrato de la amistad entre el joven y el abuelete, la cinta se centra en los combates de kárate que debe ganar el joven protagonista. No es muy violenta y tienen un punto simpático que la hace entretenida.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 15 de mayo de 1994