ESPECIAL PUBLICIDAD

Transformando el futuro del transporte público en América Latina

La región se encuentra en una búsqueda constante de alianzas que les permitan seguir impulsando ciudades más tranquilas, sostenibles y eficientes, donde la electrificación del transporte urbano presenta una oportunidad sin precedentes para mejorar la calidad de vida de sus ciudadanos.

Los países de América Latina están migrando hacia modelos de desarrollos sostenibles y circulares, implementando innovadores motores de inversión y financiamiento para potenciar sus economías. En este escenario, la electrificación está tomando un rol clave para lograr ciudades más limpias, resilientes e inclusivas.

En la actual coyuntura económica, la electrificación de las ciudades, la transición energética y particularmente la apuesta de los países de la región para impulsar al transporte eléctrico, es hoy una realidad palpable que avanza sobre ruedas.

Con el fin de lograr estos objetivos de forma transversal, los gobiernos y entidades públicas de América Latina se encuentran en la búsqueda constante de alianzas que les permitan seguir impulsando ciudades más tranquilas, sostenibles y eficientes, donde la electrificación del transporte urbano presenta una oportunidad sin precedentes para reducir las emisiones nocivas de gases contaminantes y mejorar la calidad de vida de sus ciudadanos.

Actualmente, la región cuenta con más de 2.000 buses eléctricos, escenario que a su vez posiciona a Chile y Colombia como los países con la mayor cantidad de flotas de la región, mientras que otras naciones del continente, como Brasil, Perú y Uruguay, avanzan en la creación de alianzas público-privadas que les permitirán seguir potenciando el desarrollo de un transporte 100% eléctrico en sus ciudades.

En este contexto, es claro que las empresas de energía y transporte están tomando un rol más activo que nunca en la aceleración de la movilidad eléctrica en la región, escenario en el que Enel X, división de servicios de eficiencia del grupo y líder en electromovilidad en Latinoamérica, aporta activamente innovadoras soluciones para impulsar esta transición energética.

Al respecto, Mauricio Bezzeccheri, director de Enel para América Latina, detalla que la transición energética plantea desafíos fundamentales para la región, uno de los cuales es la electrificación, que permitirá “reemplazar el uso de combustibles fósiles por electricidad, donde apostamos por el desarrollo masivo de la movilidad eléctrica tanto pública como privada, al mismo tiempo que promovemos la visión de ciudades circulares, donde se replantean los flujos de materia y energía, además del uso de bienes y servicios con el objetivo de mejorar la calidad de vida de los ciudadanos y generar impactos positivos en el planeta”.

Asimismo, Enel X ha trazado objetivos con el propósito de ayudar a sus clientes, a través de estrategias alineadas con los objetivos de descarbonización, para asumir una actitud ambiental responsable, así como implementar soluciones que promuevan mejores procesos energéticos que hagan más competitivo el mercado a través de la electrificación, mejores usos y consumos energéticos, con la digitalización como elemento de diferenciación.

En este esfuerzo de la empresa por promover mejores prácticas, se incluye innovar constantemente la oferta de productos y servicios que puedan entregar un valor agregado a sus clientes. Modelos de negocios orientados a una visión de relacionamiento de largo plazo, en los que se potencien los ecosistemas locales en dirección a un desarrollo sostenible y así encauzar la región hacia economías circulares.

Dentro de las innovadoras estrategias de negocio que la compañía lleva a cabo con este fin se encuentra Ebus-as-a-Service (EaaS), modelo end to end en el que ofrece un conjunto de soluciones que van del financiamiento de buses, servicios para las Smart Cities e infraestructura de recarga inteligente para buses y patios.

En esta misma dirección, dentro de las soluciones que presenta se encuentra el modelo Charging-as-a-Service (CaaS), que integra el arriendo de equipos de recarga, mantenimiento y energía eléctrica, herramientas utilizadas para dar a sus clientes la posibilidad de introducirse en todo el ecosistema de movilidad eléctrica de Enel X, quien pone al alcance distintas modalidades para promover un desarrollo sostenible, mismo que ha posicionado a la empresa como uno de los actores más relevantes en la implementación del transporte público eléctrico de la región, entregando servicios de financiamiento, recarga inteligente e infraestructura y/o energía limpia a más de 1.300 buses eléctricos que circulan en América Latina.

Energía que avanza y cosecha

Los principales hitos y ejemplos de desarrollo de proyectos que ha tenido Enel X en la región están presente en lugares estratégicos como Santiago de Chile, con la incorporación de 500 Ebuses, 11 terminales eléctricas y más de 245 estaciones de carga, posicionando al país como el segundo a nivel global en la circulación de buses eléctricos después de China.

En el caso de Colombia se acordó implementar en Bogotá un nuevo contrato con Transmilenio para el suministro de 878 Ebuses y seis nuevas terminales eléctricas equipadas con 412 puntos de recarga, iniciativas entre las que se incluye el proyecto #UnNuevoAire en Suba, Fontibon y Usma.

Por su parte, en Perú la electrificación del transporte público de Lima destacó en la categoría de mejores prácticas en la última Cumbre 2021 de la Asociación Global de Electricidad Sostenible (GSEP, pos sus siglas en inglés), gracias a la introducción de Ebuses y la infraestructura de carga, la cual llevó a un total de 56.200 kilómetros recorridos en un año, equivalentes a 67.114,7 kg de emisiones de C02 que se evitaron en el aire.

En este momento, en Brasil, Enel X es parte del proyecto que está transformando el barrio Vila Olimpia de Sao Paulo en un “corazón verde” que palpita al ritmo de la revolución energética y la sostenibilidad, lo que será parte de las soluciones para la electrificación del transporte público urbano que Enel X seguirá implementando en el país.

En Uruguay el gobierno central, a través de su proyecto de fomento a la movilidad pública sostenible ha otorgado un subsidio, mediante el cual, el principal operador de buses eléctricos de Montevideo, CUTCSA, (Compañía Uruguaya de Transportes Colectivos S.A.) incorporó 20 unidades de buses eléctricos a su flota de la ciudad. Para acompañar esta primera fase, Enel X implementó un sistema de gestión inteligente que permite monitorear las condiciones de las baterías, gestionar su recarga óptima y planificar el mantenimiento, sistema con el cual mejora el uso y funcionamiento de los buses utilizando datos transmitidos en tiempo real.

El potencial de electrificación en América Latina es gigante, propiciando que el Grupo Enel materialice distintos proyectos de financiamiento que, demostrando que son prácticas viables y sostenibles tanto en lo técnico como en lo económico, afianzando un desarrollo escalable que ayudará a satisfacer la demanda de cientos de ciudades en la región.

Recientemente, Enel X cerró un acuerdo con AMP Capital, lo cual le permitirá seguir identificando oportunidades de inversión en transporte público e infraestructura eléctrica en la región, para seguir impulsado el desarrollo sostenible de las ciudades de América Latina.

Normas

Archivado En