Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Chernobil, hoy

  • Turistas se hacen fotos frente a los restos del reactor número 4 de Chernobil.
    1Turistas se hacen fotos frente a los restos del reactor número 4 de Chernobil. VLADIMIR SIMICEK (ISIFA /GETTY)
  • Un trabajador del equipo operativo de los reactores bloqueados 1 y 2 de Chernobil, en una de las instalaciones de la central.
    2Un trabajador del equipo operativo de los reactores bloqueados 1 y 2 de Chernobil, en una de las instalaciones de la central. VLADIMIR SIMICEK (ISIFA /GETTY)
  • Un operario, en el centro de control de los reactores bloqueados 1 y 2 de Chernobil.
    3Un operario, en el centro de control de los reactores bloqueados 1 y 2 de Chernobil. VLADIMIR SIMICEK (ISIFA /GETTY)
  • Una mujer descansa en su casa en la villa de Tulgovichi, ubicada a 30 kilómetros de la zona de exclusión del reactor nuclear de Chernobil (Bielorrusia). Este lugar permaneció casi inhabitado tras la catástrofe, ya que algunos pensionados se resistieron a mudarse y permanecieron en él. El próximo 26 de abril se conmemoran 25 años del accidente nuclear.
    4Una mujer descansa en su casa en la villa de Tulgovichi, ubicada a 30 kilómetros de la zona de exclusión del reactor nuclear de Chernobil (Bielorrusia). Este lugar permaneció casi inhabitado tras la catástrofe, ya que algunos pensionados se resistieron a mudarse y permanecieron en él. El próximo 26 de abril se conmemoran 25 años del accidente nuclear. TATYANA ZENKOVICH (EFE)
  • Carteles adornan una de las calles vacías de Pripyat, localidad cercana a la planta nuclear de Chernobil.
    5Carteles adornan una de las calles vacías de Pripyat, localidad cercana a la planta nuclear de Chernobil. VLADIMIR SIMICEK (ISIFA /GETTY)
  • Una noria abandonada en la localidad de Pripyat, cerca de Chernobil.
    6Una noria abandonada en la localidad de Pripyat, cerca de Chernobil. VLADIMIR SIMICEK (ISIFA /GETTY)
  • Autos de choque, un parque de atraciones abandonado en Pripyat, cerca de Chernobil.
    7Autos de choque, un parque de atraciones abandonado en Pripyat, cerca de Chernobil. VLADIMIR SIMICEK (ISIFA /GETTY)