Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Regreso a Fukushima

Seis años después del tsunami y el desastre nuclear de Fukushima, los residentes vuelven a las ciudades desiertas

  • El fotógrafo de Reuters, Toru Hanai, ha realizado un reportaje sobre los efectos del tsunami que arrasó la central nuclear de Fukushima hace ya seis años. En la imagen, un aula de la escuela primaria Ukedo, dañada por el tsunami del 11 de marzo de 2011, cerca de la central nuclear de Fukushima, en la ciudad de Namie, Japón.
    1El fotógrafo de Reuters, Toru Hanai, ha realizado un reportaje sobre los efectos del tsunami que arrasó la central nuclear de Fukushima hace ya seis años. En la imagen, un aula de la escuela primaria Ukedo, dañada por el tsunami del 11 de marzo de 2011, cerca de la central nuclear de Fukushima, en la ciudad de Namie, Japón. REUTERS
  • El propietario de la fábrica de madera 'Asada', Munehiro Asada, en el almacén de madera de su fábrica en la ciudad de Namie, cerca de la central nuclear de Fukushima en la provincia de Fukushima (Japón).
    2El propietario de la fábrica de madera 'Asada', Munehiro Asada, en el almacén de madera de su fábrica en la ciudad de Namie, cerca de la central nuclear de Fukushima en la provincia de Fukushima (Japón). REUTERS
  • Una casa dañada por el tsunami en una zona de evacuación cerca de la central nuclear de Fukushima Daiichi, en Japón.
    3Una casa dañada por el tsunami en una zona de evacuación cerca de la central nuclear de Fukushima Daiichi, en Japón. REUTERS
  • Vista de una ola en una zona dañada por el tsunami del 11 de marzo de 2011 cerca de la central nuclear de Fukushima Daiichi, en la ciudad de Namie, Japón.
    4Vista de una ola en una zona dañada por el tsunami del 11 de marzo de 2011 cerca de la central nuclear de Fukushima Daiichi, en la ciudad de Namie, Japón. REUTERS
  • Norimasa Sega, presidente de un complejo de viviendas temporales que acomoda a los evacuados nucleares de la ciudad de Namie, en su casa temporal en Nihonmatsu, Japón.
    5Norimasa Sega, presidente de un complejo de viviendas temporales que acomoda a los evacuados nucleares de la ciudad de Namie, en su casa temporal en Nihonmatsu, Japón. REUTERS
  • La escuela de primaria de Ukedo, dañada por el tsunami del 11 de marzo de 2011, se encuentra cerca de la compañía de energía eléctrica (TEPCO) dañada por el tsunami que afectó a la central nuclear de Fukushima en la ciudad de Namie (Japón).
    6La escuela de primaria de Ukedo, dañada por el tsunami del 11 de marzo de 2011, se encuentra cerca de la compañía de energía eléctrica (TEPCO) dañada por el tsunami que afectó a la central nuclear de Fukushima en la ciudad de Namie (Japón). REUTERS
  • El chef de sushi, Yasuo Fujita, se vio obligado a abandonar la ciudad de Namie debido al tsunami que afectó a la central nuclear de Fukushima, trabaja ahora en su restaurante de Tokio (Japón).
    7El chef de sushi, Yasuo Fujita, se vio obligado a abandonar la ciudad de Namie debido al tsunami que afectó a la central nuclear de Fukushima, trabaja ahora en su restaurante de Tokio (Japón). REUTERS
  • Un jabalí es visto en un trampa cerca de un área residencial en un zona de evacuación próxima a la central de Fukushima afectada por el tsunami, en la ciudad de Tomioka (Japón).
    8Un jabalí es visto en un trampa cerca de un área residencial en un zona de evacuación próxima a la central de Fukushima afectada por el tsunami, en la ciudad de Tomioka (Japón). REUTERS
  • La directora del colegio de primaria de Ukedo, Chieko Oyama, visita la escuela dañada por el tsunami del 11 de marzo de 2011 que afectó a la central nuclear de Fukushima en la ciudad de Namie (Japón).
    9La directora del colegio de primaria de Ukedo, Chieko Oyama, visita la escuela dañada por el tsunami del 11 de marzo de 2011 que afectó a la central nuclear de Fukushima en la ciudad de Namie (Japón). REUTERS
  • Una pintada donde se lee 'Never again' (Nunca más) es vista en una pared de la escuela de primaria de Ukedo, afectada por los efectos del tsunami que arrasó la central nuclear de Fukushima (Japón).
    10Una pintada donde se lee 'Never again' (Nunca más) es vista en una pared de la escuela de primaria de Ukedo, afectada por los efectos del tsunami que arrasó la central nuclear de Fukushima (Japón). REUTERS
  • El contador Geiger de una casa temporal, que acoge a los evacuados de la ciudad de Namie, indica un nivel de radiación de 0.106 microsievert por hora. Este tipo de contadores permite medir la radiactividad de un objeto o lugar al ser un detector de partículas y de radiaciones ionizantes.
    11El contador Geiger de una casa temporal, que acoge a los evacuados de la ciudad de Namie, indica un nivel de radiación de 0.106 microsievert por hora. Este tipo de contadores permite medir la radiactividad de un objeto o lugar al ser un detector de partículas y de radiaciones ionizantes. REUTERS
  • Tamotsu Baba, alcalde de la ciudad de Namie, habla durante una entrevista con Reuters en su despacho temporal de la ciudad de Nihonmatsu, en Fukushima (Japón).
    12Tamotsu Baba, alcalde de la ciudad de Namie, habla durante una entrevista con Reuters en su despacho temporal de la ciudad de Nihonmatsu, en Fukushima (Japón). REUTERS
  • En la imagen, una casa dañada por el tsunami en un área de evacuación en la ciudad de Namie (Japón).
    13En la imagen, una casa dañada por el tsunami en un área de evacuación en la ciudad de Namie (Japón). REUTERS
  • En la imagen, se aprecian algunas estatuas de piedra de Jizo, una de las divinidades más apreciadas en Japón, y lápidas en una playa devastada por el tsunami que asoló la zona periférica de la central nuclear de Fukushima.
    14En la imagen, se aprecian algunas estatuas de piedra de Jizo, una de las divinidades más apreciadas en Japón, y lápidas en una playa devastada por el tsunami que asoló la zona periférica de la central nuclear de Fukushima. REUTERS