Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Corea del Norte se viste de gala

Preparativos en Pyongyang para celebrar el 70º aniversario de la fundación del partido único del país más hermético del mundo

  • Kim Jong-un saluda a una multitud en su visita al distrito de Sonbong. El líder norcoreano prepara un inmenso desfile para lucir su monolítico poder cuando se cumple el 70 aniversario de la fundación del partido único del país más hermético del mundo.
    1Kim Jong-un saluda a una multitud en su visita al distrito de Sonbong. El líder norcoreano prepara un inmenso desfile para lucir su monolítico poder cuando se cumple el 70 aniversario de la fundación del partido único del país más hermético del mundo. AFP
  • Decenas de periodistas procedentes de todo el mundo han recibido autorización para viajar al país en una señal de la importancia que el Gobierno norcoreano confiere a la efeméride. En la imagen, una soldado habla con los periodistas en el Museo de la Guerra durante una visita guiada por Pyongyang, la capital de Corea del Norte.
    2Decenas de periodistas procedentes de todo el mundo han recibido autorización para viajar al país en una señal de la importancia que el Gobierno norcoreano confiere a la efeméride. En la imagen, una soldado habla con los periodistas en el Museo de la Guerra durante una visita guiada por Pyongyang, la capital de Corea del Norte. REUTERS
  • A las siete de la tarde, ya de noche en la capital norcoreana, centenares de jóvenes cogen el metro para volver a sus casas después de un ensayo del desfile que tendrá lugar este sábado. En la imagen, ambiente en una de las estaciones que han podido visitar los periodistas invitados.
    3A las siete de la tarde, ya de noche en la capital norcoreana, centenares de jóvenes cogen el metro para volver a sus casas después de un ensayo del desfile que tendrá lugar este sábado. En la imagen, ambiente en una de las estaciones que han podido visitar los periodistas invitados. REUTERS
  • Pyongyang está de gala. Sus principales avenidas se adornan desde hace días con banderas del país, carteles que conmemoran el 70 aniversario del Partido.
    4Pyongyang está de gala. Sus principales avenidas se adornan desde hace días con banderas del país, carteles que conmemoran el 70 aniversario del Partido. REUTERS
  • Hora punta en el metro de Pyonyang al acabar la jornada laboral.
    5Hora punta en el metro de Pyonyang al acabar la jornada laboral. REUTERS
  • El ensalzamiento a los líderes es la base de la propaganda que apuntala al régimen. En la imagen, un cuadro con los retratos de los líderes de Corea del Norte, Kim Il Sung y Kim Jong-Il, en el vestíbulo de un hotel de Pyongyang.
    6El ensalzamiento a los líderes es la base de la propaganda que apuntala al régimen. En la imagen, un cuadro con los retratos de los líderes de Corea del Norte, Kim Il Sung y Kim Jong-Il, en el vestíbulo de un hotel de Pyongyang. AFP
  • El desfile militar al que seguirá todo un día de festejos que culminará en una sesión de fuegos artificiales es todo un despliegue para un país cuyo PIB anual per cápita es de 1.800 dólares, por debajo de Lesoto o Sierra Leona. En la imagen, un grupo de militares caminan en grupo por el centro de Pyongyang.
    7El desfile militar al que seguirá todo un día de festejos que culminará en una sesión de fuegos artificiales es todo un despliegue para un país cuyo PIB anual per cápita es de 1.800 dólares, por debajo de Lesoto o Sierra Leona. En la imagen, un grupo de militares caminan en grupo por el centro de Pyongyang. REUTERS
  • Unos ciudadanos leen los periódicos que se muestran en una estación de metro en Pyonyang.
    8Unos ciudadanos leen los periódicos que se muestran en una estación de metro en Pyonyang. REUTERS
  • La capital norcoreana se ha recubierto de carteles para un festejo que enviará el mensaje, a los ciudadanos y al extranjero, de que el régimen cierra filas en torno a su jefe, mantiene el control y no piensa cederlo en ningún futuro previsible.
    9La capital norcoreana se ha recubierto de carteles para un festejo que enviará el mensaje, a los ciudadanos y al extranjero, de que el régimen cierra filas en torno a su jefe, mantiene el control y no piensa cederlo en ningún futuro previsible. AP
  • Dos trabajadoras de la línea de metro que ha sido visitada por los periodistas extranjeros en vísperas de la celebración del 70 aniversario de la fundación del partido que lidera Kim Jong-un.
    10Dos trabajadoras de la línea de metro que ha sido visitada por los periodistas extranjeros en vísperas de la celebración del 70 aniversario de la fundación del partido que lidera Kim Jong-un. REUTERS
  • Arreglo floral en un hotel con el símbolo del régimen: la hoz, el martillo y el pincel que "unen a los campesinos, los obreros y los intelectuales en un mismo abrazo", según una de las guías que el Ministerio de Asuntos Exteriores ha asignado a los periodistas extranjeros.
    11Arreglo floral en un hotel con el símbolo del régimen: la hoz, el martillo y el pincel que "unen a los campesinos, los obreros y los intelectuales en un mismo abrazo", según una de las guías que el Ministerio de Asuntos Exteriores ha asignado a los periodistas extranjeros. AP
  • El líder norcorano Kim Jong-un durante su visita al distrito de Sonbong.
    12El líder norcorano Kim Jong-un durante su visita al distrito de Sonbong. REUTERS
  • Hasta once efigies, en estatuas, murales o carteles, decoran el recorrido entre el aeropuerto y el centro de la capital, todas ellas cubiertas de luz. Invariablemente, cualquier otro punto iluminado guarda alguna relación con la dinastía que gobierna el país desde hace 70 años. En la imagen, un soldado hace guardia en las puertas del Museo de la Guerra en Pyongyang.
    13Hasta once efigies, en estatuas, murales o carteles, decoran el recorrido entre el aeropuerto y el centro de la capital, todas ellas cubiertas de luz. Invariablemente, cualquier otro punto iluminado guarda alguna relación con la dinastía que gobierna el país desde hace 70 años. En la imagen, un soldado hace guardia en las puertas del Museo de la Guerra en Pyongyang. REUTERS