Un juez ordena retirar una placa y una calle en honor a Txiki y Otaegi

El juzgado Contencioso Administrativo número dos de Bilbao obligó ayer al Ayuntamiento de Amorebieta a retirar cautelarmente una placa en honor de Juan Paredes, Txiki, y Ángel Otaegi, dos miembros de ETA fusilados en 1975, de una plaza del municipio y del nombre de una calle.

La asociación Dignidad y Justicia denunció ante el juzgado la "inactividad" del consistorio ante sus requerimientos para retirar las placas que hacían honor a los etarras, así como la declaración de nulidad del acuerdo municipal con el que se aprobó dicha denominación. La asociación argumenta que el Ayuntamiento vulnera la ley de Reconocimiento y Solidaridad con las víctimas del terrorismo, puesto que su inactividad supone una humillación y menosprecio a las mismas. En su defensa, la junta de Gobierno local alegó que no se puede considerar que la sola mención de Txiki y Otaegi implique un ataque al honor de las víctimas o que lesione sus derechos fundamentales.

El juez no aborda el fondo del asunto en su auto aunque acuerda dictar medidas cautelares, estimando parcialmente la petición de Dignidad y Justicia. De este modo, establece que hasta que se resuelva el caso en una sentencia, el Ayuntamiento de Amorebieta deberá retirar la placa en la que se puede leer "Txiki eta Otaegi" de la plaza de Santa Ana y en una de las calles de la localidad. No obstante, el magistrado deniega la petición de declarar la nulidad del acuerdo municipal que decidió dicho nombre para la calle.

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción