Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Francia se rinde ante la abuela DJ

Una pinchadiscos de 69 años es la sensación de las fiestas electrónicas en el país galo

El cumpleaños de su nieto cambió la vida de Ruth Flowers, una británica de 69 años que conoció por casualidad la música electrónica y que hoy causa furor en el circuito de fiestas electrónicas francés, que se ha rendido ante su talento.

Y es que la habilidad como pinchadiscos de Flowers la tiene ahora mismo preparando su primer sencillo, que espera lanzar el primavera, y la ha llevado a protagonizar las noches del círculo francés desde el Festival de Cine de Cannes a los mejores clubes de París, con una mezcla de éxitos antiguos, música electrónica y del estilo bling-bling.

"Todo empezó con la fiesta de cumpleaños de mi nieto, ellos siempre ponen un poco de música disco después de la fiesta", ha relatado Flowers a la agencia Reuters. "Llegué un poco tarde y los caballeros de la puerta me dijeron 'No creo que usted quiera entrar, señora'. Yo respondí 'Creo que sí quiero'. Entré y había mucho ruido y las luces destellaban, pero había una gran cantidad de energía y alegría".

Cantante de profesión, Flowers estaba más acostumbrada a las canciones de iglesia, melodías alemanas y pop clásico, pero al entrar en contacto con el ritmo de la música electrónica le gustó tanto la fiesta que decidió ahí mismo convertirse en pinchadiscos. Su familia y amigos la han apoyado desde siempre, según cuenta.

De hecho, fue una de sus amigas quien la puso en contacto con el productor francés Aurelien Simon, quien le enseñó a pinchar y pulir su estilo, que, además de incluir gafas oscuras y ropa brillante para salir a escena, está lleno de canciones de Abba, Queen y los Rolling Stones.

"Al principio era como una pequeña broma pero se convirtió en algo serio. Tardé cuatro años porque tenía que aprender a usar las máquinas. Le expliqué lo básico de la música electrónica y luego ella creó su propio estilo", ha relatado un satisfecho Simon.