Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una goyesca a la Armani

Cayetano Rivera luce en la plaza de Ronda un traje de luces diseñado por el modista italiano

Cayetano Rivera saluda a los aficionados a la entrada de la plaza de toros de Ronda, donde se celebra la corrida goyesca.
Cayetano Rivera saluda a los aficionados a la entrada de la plaza de toros de Ronda, donde se celebra la corrida goyesca. EFE

Armani ha tenido que esperar un año para ver uno de sus diseños en el ruedo de Ronda, Málaga. El modista italiano diseñó el año pasado el traje para la corrida goyesca, que como marca la tradición se celebra cada año en la localidad malagueña. Pero una cogida sufrida por Cayetano Rivera dejó hasta este sábado colgado en el armario el traje de luces que diseñó el diseñador italiano.

Hoy Cayetano Rivera ha entrado a la plaza en un carro tirado por caballos, luciendo la vestimenta que el diseñador italiano pensó para él. Como compañeros de cartel ha tenido a José María Manzanares y a Miguel Ángel Perera, que se enfrentarán a toros de la ganadería de Luis Algarra Polera.

Modista y torero se conocieron hace tres años en una tienda de Valencia. Y fue Giorgio Armani el primero que sacó de su mundo, el de los toros, al diestro, le enfundó un esmoquin sin pajarita para cerrar el desfile inaugural de la colección diseñada por si sobrina Roberta, y lo convirtió en la imagen de la campaña Fatto su misura (Hecho a la medida).

Como otros genios (Picasso diseñó un traje que lució Antonio Ordoñez, abuelo de Cayetano), Armani se lanzó al ruedo diseñando el traje que este sábado ha lucido el diestro: un traje sobrio, de color grisáceo, en el que se adivina la línea que marcan los trajes que salen de la aguja del modista italiano.

Entre las personalidades que han visto a Cayetano luciendo Armani en la plaza se encontraba el cofundador de Microsoft, Paul Allen, que llegó a Ronda a bordo de un helicóptero, quizá procedente de su yate de 126 metros de eslora que lleva atracado en el puerto de Málaga varios días.

La Duquesa de Alba, incondicional de esta cita, también ha acudido, pero en esta ocasión no verá torear a su ex yerno, Francisco Rivera (que es, además, empresario de la plaza). El primogénito de los Rivera Ordoñez no ha querido torear en esta edición para cederle todo el protagonismo a su hermano, que busca quitarse el mal sabor de boca de su ausencia del año pasado, en una plaza donde tomó la alternativa en 2006. Los modistos sevillanos Victorio y Lucchino también verán desde la grada como Cayetano da pases con el traje del italiano.