Un error humano fue la causa del paro forzoso de Ascó I

La avería registrada anoche obligó a un paro del reactor

La nuclear de Ascó I, propiedad de Endesa, ha iniciado el proceso de arranque del reactor después de que un desajuste obligara a desconectar la central durante las 22 horas de ayer. El fallo se debió a un "error humano", según un comunicado del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN), que no ha ofrecido más detalles.

El organismo ha subrayado que han funcionado todas las medidas de seguridad y que la incidencia no ha supuesto riesgo alguno. El reactor ya tiene luz verde del CSN para reengancharse a la red, operación que estaba prevista realizar sobre las 15 horas, indicaron fuentes de la compañía eléctrica.

La parada forzosa se produjo anoche supuestamente por el error de un empleado cuya equivocación todavía no ha precisado Endesa. Falló parte del sistema que controla la potencia del reactor, que en ese momento estaba arrancando y ya rozaba el 50% de su potencia. El paro se originó al manipular alguno de los cuatro canales que regulan la potencia del reactor. Uno de los canales estaba siendo revisado de forma rutinaria por técnicos de la central cuando otro tuvo una disfunción, lo que forzó el aborto del proceso de arranque. "No sabemos por qué ha ocurrido", declaró esta mañana un portavoz de Ascó, pese a que al parecer el error ya se ha corregido.

Los procesos de paro y puesta en marcha son los momentos más críticos en una nuclear. La avería se ha producido después de que la planta estuviera dos meses parada por recarga, casi 30 días más del plazo previsto por Endesa. La nuclear justifica la demora porque "se han intensificado las revisiones y ajustes de muchos equipos". El esfuerzo no ha evitado la desconexión forzosa del reactor.

Lo más visto en...

Top 50