La circulación en las carreteras españolas mejora a primera hora de la tarde

Solo Andalucía, Cataluña y Madrid y la provincia de Alicante registran algunos problemas.- Por la mañana las vías sumaban cerca de 100 kilómetros de retenciones

La situación circulatoria en las carreteras españolas ha mejorado a primeras horas de esta tarde, segunda jornada de la operación especial de Tráfico con motivo del inicio de las vacaciones de julio, y a las 15.00 solo las provincias de Alicante, Andalucía, Cataluña y Madrid registraban algunos problemas.

Según datos de la Dirección General de Tráfico (DGT), a esa hora en Alicante había dos kilómetros de retenciones en la carretera N-332 a la altura de Orihuela, en dirección a Cartagena. En Andalucía, había ocho kilómetros de circulación lenta en la A-483 en Almonte (Huelva), en dirección a Matalascañas; cinco kilómetros en la A-4 en Puerto Real (Cádiz), sentido San Fernando; otros cinco en Málaga, sentido Cádiz; y retenciones en diversos puntos de la N-340 a su paso por la provincia de Granada.

Más información

También se registraba circulación lenta con paradas esporádicas en Barcelona, dos kilómetros en la B-20 en sentido Nudo de la Trinidad, mientras que en la provincia de Girona los problemas se centraban en la C-31 a la altura de la localidad de Castell-Platja D'Aro, en dirección a Palamós. En Madrid, la circulación era lenta en la Autovía de Extremadura (A-5), a la altura de la localidad de Móstoles.

100 kilometros de retenciones

Así, a las 15.00 la situación se había normalizado respecto a las horas previas, cuando las carreteras españolas han resgistrado cerca de 100 kilómetros de retenciones. Los puntos más conflictivos durante la mañana han sido la carretera A-49, en la localidad de Huévar (Sevilla); la CM-0450, en Polan (Toledo), en ambos sentidos, con 16 kilómetros de circulación interrumpida por una avería; la A-483, en Almonte (Huelva); y la A-45, en Casabermeja (Málaga).

En el resto de carreteras españolas las retenciones que se han registrado no han superado en ningún caso los cinco kilómetros. La DGT calcula que hasta las 00.00 de mañana, cuando acaba esta primera operación de tráfico del verano, se producirán cerca de cuatro millones de desplazamientos de vehículos. Para facilitarlos, han sido instalados carriles adicionales e itinerarios alternativos en las carreteras más concurridas.

También ha quedado restringida la circulación de vehículos de mercancías peligrosas, de transportes especiales y de camiones en determinadas horas, al tiempo que se han suspendido las obras en ejecución en los periodos de mayor intensidad circulatoria.

Retenciones el primer día

La jornada de ayer transcurrió con normalidad aunque con atascos más intensos que cualquier otro viernes de verano, con hasta 70 kilómetros de retenciones en carreteras de Madrid, Barcelona y Sevilla. El dato más desagradable del día fue la muerte de un hombre de 40 años en Madrid al chocar el turismo que conducía con otro coche que circulaba en sentido contrario por la M-50. El accidente, que también ocasionó cinco heridos, se produjo sobre las 17.30 a la altura del kilómetro 26 y en él se vieron implicados tres vehículos: un Toyota que circulaba en sentido contrario con dos pasajeros, un Renault Twingo con un solo ocupante y un tercer turismo con cuatro personas de la misma familia, dos de ellos menores.

Para facilitar los desplazamientos la DGT movilizará a 9.300 agentes de la agrupación de Trafico de la Guardia Civil, 400 más que el año pasado. En cuanto a los controles de velocidad, se repartirán por todo el país un total de 522 puntos de verificación, a los que se sumarán 240 vehículos equipados con radar que circularán por las carreteras españolas durante todo el verano.

Durante los fines de semana, se instalarán carriles adicionales en el sentido contrario en las principales carreteras próximas a las grandes ciudades. Además, la DGT ha diseñado itinerarios alternativos a las carreteras más concurridas y restringirá la circulación de vehículos de mercancías peligrosas y transportes especiales, al igual que la de los camiones de masa máxima autorizada de más de 7.500 kilogramos en determinados puntos entre las 13 horas de los viernes y las 24 del domingo.

Una de las "prioridades" de la campaña de verano se centrará en controlar el consumo del alcohol. Unas 19.000 personas han sido detenidas en el último año por doblar la tasa máxima permitida de alcohol y 1.250 conductores están en prisión por reincidir en delitos relacionados con el alcohol y la conducción.

En 2008, hubo 95.000 positivos en los controles que realiza la Guardia Civil. Por ello, Tráfico llevará a cabo una campaña especial de control de alcoholemia durante el mes de julio, entre los días 6 y 19, cuando se intensificarán los controles.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50